Telecomunicaciones | Artículos | 28 FEB 2010

Previsiones del sector de las telecomunicaciones para 2010

Network World

Este año estrenamos una nueva década, y Nic Cantuniar, vicepresidente de Ventas para Europa de Cable&Wireless Worldwide, ofrece su previsión sobre cómo el sector de las telecomunicaciones se desarrollará en los 10 próximos años.

En la industria de las telecomunicaciones, ha habido unas cuantas décadas movidas en Nic Cantuniar, vicepresidente de Ventas para Europa de Cable&Wirelessel ritmo de cambio del que hemos sido testigos. Internet ha madurado y ha revolucionado rápidamente la forma en que vivimos y trabajamos, mientras que las redes de voz de cobre han dado paso a la convergencia de redes de fibra óptica transportando la voz y los datos a velocidades cada vez mayores. A medida que Ethernet se posiciona cada vez más como una utility, las redes sociales están influyendo en la dinámica de las soluciones de comunicación convergentes, transformando el modo en que las organizaciones mundiales operan, y los proveedores de servicios de red se ven en lo alto de la cúspide de un nuevo mundo.

Cable&Wireless Worldwide cree que los próximos diez años serán tan emocionantes como la década anterior. Una serie de tendencias jugarán un papel fundamental, desde la gestión de la identidad online al modo en que el desarrollo de la convergencia fijo-móvil (FMC) permitirá cada vez más trabajar desde un único dispositivo. 

El consumidor es el rey
. Tradicionalmente las empresas han abierto el camino en la innovación de las comunicaciones, y sólo ellas tenían la necesidad de comunicaciones de vanguardia, sin mencionar la financiación necesaria para pagarlas. Sin embargo, como ya hemos visto en casos como Twitter y Facebook, hay un aumento de desarrolladores de software independientes y un mayor acceso a los programas, lo que lleva a un mayor número de “desarrolladores de fin de semana” a tratar de resolver los problemas con una solución casera.

La juventud de hoy en día. La nueva generación de trabajadores de oficina ven obsoletas muchas de las herramientas que utilizamos. El correo electrónico está siendo complementado con la comunicación a través de redes sociales y plataformas de mensajería instantánea. Además, herramientas colaborativas multiplataforma en tiempo real como Google Wave están cambiando la forma en que estos usuarios comparten información y resuelven problemas. Esta generación espera que haya este enfoque multicanal en la comunicación en la oficina, y las empresas que lo adopten se beneficiarán de una mayor productividad y mejorarán la eficiencia y la colaboración.

Mezclar negocios con placer. Los canales de comunicación serán independientes de la ubicación y del dispositivo, ya que serán asignados al empleado y se adaptarán a cualquier tecnología. Los medios sociales y las plataformas de mensajería instantánea evolucionarán hacia un entorno empresarial online donde varios usuarios pueden comunicarse sin problemas y colaborar, aumentando la productividad y acelerando la finalización de los proyectos.

Multidispositivos, multiaplicaciones. El concepto de una oficina física será cada vez más irrelevante en los adolescentes. Dispositivos como los smartphones ya han comenzado esta tendencia, pero veremos cómo crece de manera exponencial durante la década. Los ordenadores portátiles, por ejemplo, serán mucho más ligeros a medida que puedan conectarse a la nube corporativa a elección del usuario. Además, una ola de nuevos dispositivos, como el nuevo iPad, pueden afectar al modo en que los consumidores y los profesionales consumen contenido en movimiento.

Trabajar desde cualquier lugar, en cualquier momento. La capacidad de trabajar desde cualquier lugar se ampliará durante la década, y el rendimiento de las redes remotas aumentará a medida que las redes móviles 4G se conviertan en algo común, permitiendo a los empleados acceder a banda ancha de alta velocidad de forma inalámbrica y en cualquier lugar. La convergencia fijo-móvil (FMC) alcanzará el punto de inflexión y podríamos ser testigos del final del teléfono fijo. Al permitir a los empleados ser contactados con un único número, independientemente de la ubicación, supone un aumento en las tasas de respuesta para los clientes y una forma de trabajo más flexible.

La colaboración es la clave. El contacto cara a cara en una oficina fomenta la colaboración y es esencial para la creación de una cultura de empresa coherente. Sin embargo, veremos una mayor flexibilidad al entrar en el lugar de trabajo, y las líneas entre el hogar y la oficina se desdibujarán aún más, dependiendo de las preferencias individuales y las necesidades de la empresa.

Bajo coste y la alta capacidad de la banda ancha abrirán la puerta a nuevas aplicaciones y procesos. La forma en que las empresas consumen banda ancha en la oficina también cambiará radicalmente. En las regiones desarrolladas, la banda ancha se convertirá en una commodity y su precio caerá en picado. El éxito de las empresas estará relacionado con el buen uso de las redes.

Un único proveedor. Consolidar en un único proveedor de telecomunicaciones o invertir en redes de alto ancho de banda que permitan tener aplicaciones como videoconferencia gestionada y gestión de gastos de telecomunicaciones, ofrecerán una vía hacia la reducción de costes y permite innovar, acatar los requisitos medioambientales y posicionar a las empresas en un lugar más favorable.

Los mercados emergentes se mueven hacia el modelo de provisión de banda ancha bajo demanda. En los mercados en desarrollo la banda ancha se ofrecerá bajo demanda. Esto les permitirá flexibilidad y solicitar recursos adicionales de banda ancha para momentos pico y garantizar las operaciones de negocio cuando sean más necesarias.

Proveedores de confianza. Cómo las demandas de las empresas están dirigiendo los requisitos de servicios e innovación, y cambiando las relaciones entre las empresas y los operadores.



Como resultado de estos cambios, las relaciones entre las empresas y los operadores de telecomunicaciones serán más importantes. Con una amplia variedad de servicios de comunicaciones de varios niveles en la red y ofrecidos a través de la nube, las empresas necesitarán confiar en sus proveedores de comunicaciones de un modo nunca visto. Corresponde a la industria de las telecomunicaciones asegurarse que son aún más fiables y seguros de lo que ya son, y que los operadores que logren hacer esto con éxito prosperarán en el nuevo entorno de las telecomunicaciones. 



Nic Cantuniar, vicepresidente de Ventas para Europa de Cable&Wireless Worldwide

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información