Movilidad | Artículos | 01 JUL 2008

Móviles (y) abiertos

Windows Mobile y BlackBerry son apuestas de largo recorrido como plataformas de dispositivos móviles, pero el código abierto también se está convirtiendo en una seria alternativa en este
mercado. El pasado mes de junio se produjeron dos movimientos que así lo confirman. Por un lado, y si todo sucede como estaba previsto a finales de junio, a estas alturas el Linux Phone Standards (LiPS) Forum ya se habrá hecho el harakiri a mayor gloria de LiMo Foundation, consolidando así la posición de Linux para móviles, frente a la otra opción basada en este sistema operativo de código abierto, el prometido Android, promovido por un grupo de compañías formado alrededor de Google. Por otro, la toma de la totalidad del capital de Symbian por parte de Nokia coincidía con el anuncio realizado por el fabricante finlandés, junto con Sony Ericsson, Motorola, NTT Docomo y otras grandes firmas del mercado de móviles, para unir sus desarrollos en el sistema operativo que comparten y crear una plataforma de software móvil común y abierta.
Con la unión de esfuerzos en Linux para móviles se eliminan obstáculos a la difusión a gran escala de un sistema operativo abierto, viable y uniforme para dispositivos móviles, al unificar la dispersión de proyectos y organizaciones, muchas veces solapados. El tiempo es lo que parece justificar el éxito de LiMo, ya que LiPS constituye esencialmente una organización basada en estándares, lo que implica procesos de diseño mucho más largos.
La decisión de Nokia tiene significado propio, por cuanto Symbian –mientras llega Android– domina ampliamente el mercado de smartphones. De acuerdo con las estimaciones de Canalys, aunque la plataforma Symbian está presente sólo en el 7% de las ventas totales de terminales móviles, esa cuota asciende al 60% en el segmento de dispositivos inteligentes, smartphones o “dispositivos móviles convergentes”, como los llama la consultora. En la actualidad, hay más de 200 millones de teléfonos basados en este sistema operativo, con alrededor de 235 modelos diferentes de más de ocho fabricantes y más de cuatro millones de desarrolladores trabajando en el diseño de aplicaciones para este tipo de terminales.
La puesta en común de todos los desarrollos propietarios basados en Symbian y la apertura de su código le da una nueva y prometedora oportunidad. Entre las interfaces de usuario diseñadas para Symbian OS se encuentran S60 de Nokia, MOAP (S) para las redes 3G, y UIQ, creada por UIQ Technology, joint venture entre Motorola y Sony Ericsson. Muy pronto todas estas alternativas serán de dominio público, luchando por el liderazgo en el código abierto para móviles con Linux en sus dos variantes (LiMo y Android). Cualquiera que sea la opción ganadora, la vía “libre” saldrá reforzada.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información