Movilidad | Artículos | 01 MAY 2010

El 'wireless' del futuro

Alicia Gil.
Los primeros años de este siglo se han caracterizado por los enormes progresos que se han logrado en el campo de las telecomunicaciones. Si desde 1990 empezamos a acostumbrarnos a debatir el fenómeno de Internet, en la última década hemos visto como el crecimiento exponencial del ancho de banda y de las velocidades de descarga han multiplicado los potenciales usos y aplicaciones de las nuevas tecnologías. La transmisión de voz y vídeo a través de redes IP ha transformado el terreno de juego para las operadoras, quienes han podido mejorar y flexibilizar sus servicios, a la vez que ofrecer precios mucho más competitivos. Además, la tecnología wireless ha proporcionado una mayor movilidad de los usuarios, gracias a un mejor acceso remoto a Internet y a las redes corporativas.
Desde luego, hemos experimentado muchos avances, pero no hemos llegado tan lejos como nuestras aspiraciones preveían; sobre todo por las grandes diferencias en velocidad y capacidad entre las redes cableadas e inalámbricas. Cuando se suprimen los cables, la transmisión por radiofrecuencia mediante tecnologías como Wi-Fi abre infinitas posibilidades precisamente porque elimina las barreras físicas y, mediante la creación de estándares, permite a la gran mayoría de dispositivos comunicarse entre sí.
Debido al rápido aumento de la capacidad de las redes fijas, nos hemos habituado a difundir datos a unas velocidades muy superiores a las que ofrecen las redes inalámbricas. Gracias a la proliferación de los teléfonos inteligentes (iPhone, Blackberry, Droid, etc.), así como a las aplicaciones basadas en cloud computing, empezamos a cerrar esta brecha, y a concebir un mundo caracterizado por la conectividad permanente a unas velocidades parecidas a las de las redes fijas, y con casi cualquier punto del planeta. La rapidez con la que se transmiten crónicas e imágenes de noticias sucedidas en cualquier país, incluso cuando las infraestructuras de telecomunicaciones tradicionales están fuera del servicio, como puede ocurrir, tras una catástrofe natural, nos muestra de la manera más clara cómo las tecnologías pueden cambiar nuestra relación con el mundo que nos rodea.
La ratificación en 2009 del nuevo estándar wireless IEEE 802.11n, que aumenta la velocidad hasta 300 Mbps por medio de la utilización simultánea de las bandas de frecuencias de 2,4 y 5,4 Ghz, permitirá que estos avances se extiendan a las redes LAN de las grandes empresas. Las oficinas, los hoteles y los hospitales podrán disfrutar de rendimientos muy superiores a los actuales, tanto en las redes fijas como inalámbricas, y sin duda esto impulsará el desarrollo de nuevos dispositivos y aplicaciones que revolucionen nuestra forma de trabajar.

Actualización a 10G
Para realizar todo el potencial de esta transformación, en primer lugar las empresas deberán realizar la transición a tecnología Gigabit Ethernet en la capa de la red, para poder soportar las demandas de todas las aplicaciones de alta capacidad que se conecten a ella. Por último, requieren una troncal de 10 Gbps para conectar los switches Gigabit a la capa de la red, así como tecnologías críticas de alta disponibilidad como el protocolo EAPS de Extreme Networks, mejor seguridad y calidad de servicio a velocidades 10 Gbps en el caso de las aplicaciones de alta disponibilidad que puedan verse afectadas por cambios en la latencia.
Como resultado de esta transformación, las redes cableadas e inalámbricas se integrarán en infraestructuras unificadas que sean rápidas, previsibles y fiables. Estas nuevas redes de alta capacidad ofrecerán conectividad inalámbrica a aplicaciones basadas en cloud computing, y serán clave para el desarrollo tecnológico de las grandes empresas y organizaciones en los próximos 10 años. De esta forma podrán aprovechar todos los beneficios del estándar 802.11n que abre la puerta a la conectividad inalámbrica a velocidad de cable. Las compañías que deseen competir en esta nueva década no pueden correr el riesgo de quedarse atrás.


Alicia Gil
System Engineer de Extreme Networks

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información