| Artículos | 01 FEB 2003

¿Qué sabemos realmente de la banda ancha?

Ignacio Ibarz.
El debate sobre las "autopistas de la información" y otros conceptos genéricos nos han hecho perder de vista las verdaderas expectativas de los usuarios, haciendo más difícil pasar de lo abstracto y del "bombo publicitario" a la realidad práctica. Los usuarios, en general, buscan un paquete de prestaciones que comprenda servicios de Internet, televisión (con vídeo bajo demanda) y telefonía. Los operadores han bautizado este paquete con el nombre de "Triple Play" (voz-vídeo-datos).

La oferta "Triple Play". El acceso a Internet es el más común de los servicios de "Triple Play". Todos los operadores de banda ancha lo proporcionan a través de una amplia gama de tecnologías (cable, ADSL, módem, radio, satélite, fuente de energía eléctrica, etc.).
La demanda de televisión dentro del paquete de "Triple Play" brinda una enorme ventaja a los operadores de cable en relación con sus competidores en el mercado de banda ancha; no obstante, la tecnología de vídeo por Internet avanza a pasos agigantados. El objetivo sería ofrecer un servicio como un videoclub virtual donde el cliente elige una película y la ve cuando lo desea. Los primeros servicios de consumo masivo disponibles, tales como FastWeb en Italia, han logrado un éxito de ventas extraordinario.
El último componente de la "Triple Play" es la telefonía. Parece evidente que la única demanda se centra en el mercado de línea primaria, una fuente fundamental de ingresos para el operador en forma de abono mensual. Pero las tendencias actuales indican una transición hacia un modelo en el que los precios de suscripción aumentarán significativamente, aunque acompañados por un incremento de servicios complementarios "gratuitos", como llamadas a tres y una disminución en la tarifa por minuto.

Tecnologías subyacentes. ¿Qué tipo de banda ancha se necesita, por tanto, para ser un verdadero protagonista en el mercado de "Triple Play" de voz-vídeo-datos? La tecnología debería ofrecer auténtica banda ancha (1 Mbps como mínimo) o televisión en una línea separada (como sucede con el cable) con calidad de servicio de nivel IP. Además, debería contar con una disponibilidad que permita telefonía de línea primaria, así como altas medidas de seguridad.
Veamos las principales tecnologías implicadas:
- ADSL. Esta debería haber sido la tecnología más innovadora. En las redes ADSL de la actualidad, el 95% de las cuales están instaladas bajo tecnologías ATM, todos los paquetes IP viajan en ATM de primera clase, es decir, no se pueden aplicar calidades de servicio a nivel aplicación. Este gran olvido técnico ofrece a los protagonistas del cable una ventaja sobre ATM. La última versión DOCSIS 2.0 introduce avances tecnológicos que mejoran significativamente el rendimiento de las redes de cable. Creemos que el cable será la tecnología de "Triple Play" en los próximos tres años.

- Ethernet o FTTB (Fiber to the building). Representa la esperanza del futuro. Ésta es la verdadera banda ancha, ya que, en efecto, puede alcanzar entre 10 a 100 Mbps por usuario. Uno de los primeros protagonistas del mercado, FastWeb, ya utiliza FTTB con éxito en Italia. Si bien la inversión en infraestructura resulta considerable, el rango de prestaciones posibles casi no tiene límite (servicios de asistencia para personas mayores, videoconferencia, vigilancia mediante vídeo, etc.)

- PLC. Esta tecnología ha madurado. Es prácticamente idéntica a ADSL (el servicio es prestado por el transformador que se encuentra más próximo al abonado), y es por excelencia y sin lugar a dudas IP.
Finalmente, y para concluir debemos considerar los sistemas inalámbricos 802.11, que se está convirtiendo en la única tecnología de tercera generación viable a medio plazo. El coste es irrisorio comparado con UMTS, su "hermano mayor", para el que la combinación 2G+802.11 supone un serio desafío.
Una red IP integrada de banda ancha ofrece múltiples ventajas para las empresas, que son grandes consumidores de servicios de voz y comunicaciones avanzadas. A pesar de la crisis económica, las empresas de telecomunicaciones están saliendo adelante y el futuro se muestra alentador para aquellos operadores que logren posicionarse con éxito en el mercado de banda ancha.

Ignacio Ibarz, Director General de NetCentrex para España y Portugal

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información