| Artículos | 01 SEP 2003

Más allá de Gigabit Ethernet

El Hospital del Perpetuo Socorro de Badajoz
Marta Cabanillas.
El Servicio Extremeño de Salud se encuentra inmerso en un ambicioso proyecto de modernización de sus sistemas de información. Al ofrecer un “terreno virgen” libre de recursos heredados, el Hospital del Perpetuo Socorro de Badajoz constituye un centro paradigmático dentro del proyecto. En él ha sido instalada una troncal multigigabit con tecnología XRN de 3Com para lograr altos niveles de disponibilidad.

Cuando en enero de 2002 se realizaron las transferencias sanitarias del Insalud al Servicio Extremeño de Salud, organismo autónomo adscrito a la consejería de Sanidad y Consumo de la Junta de Extremadura, Juan Pablo Alejo asumió la Subdirección General de Sistemas de Información del Servicio con las ideas muy claras sobre la importancia de replantear la arquitectura de los sistemas de información en los centros de la Comunidad Autónoma. Dos directrices marcaron todos los requisitos que las nuevas infraestructuras habrían de cumplir: lograr una digitalización completa de todos los servicios a nivel regional antes de finalizar el año y centralizar la información sanitaria para ofrecer una mejor atención al ciudadano.
Por cuanto respecta al primer propósito, el principal reto eran los servicios de radiología y aquellos otros sistemas –escáneres, TAC, etc.– que generaban, al igual que la radiología, imágenes con información clínica del paciente, dado el gran volumen de ancho de banda que la transmisión de este tipo de tráfico conlleva. Por tanto, resultaba imprescindible una red robusta y tremendamente potente que debía ser construida sobre un cableado y una electrónica capaz de soportar los más elevados requerimientos de ancho de banda.

Empezando desde cero
Definido el objetivo, era preciso decidir por dónde comenzar. A nivel organizativo, el Servicio de Salud de Extremadura está estructurado en ocho áreas diferentes a las que corresponden otros tantos centros hospitalarios, de los que a su vez dependen 104 centros de asistencia sanitaria, en ocasiones ubicados en lugares con poca densidad de población y con escasos recursos de soporte técnico.
El centro hospitalario de Badajoz –integrado por el Hospital del Perpetuo Socorro, el Hospital Materno Infantil, el Centro de Especialidades, el Centro de Salud, el Equipo de Salud Mental e Inspección Médica– era el lugar idóneo para crear el entorno deseado sin condicionamientos previos, convirtiéndose al mismo tiempo en paradigma y campo de pruebas para futuras implementaciones en otras instalaciones. En concreto, el Hospital del Perpetuo Socorro, centro de un campus en el que también quedan integrados el resto a través de enlaces de fibra óptica, estaba siendo reacondicionado y no existía en él infraestructura anterior que pudiera actuar como condicionante de desarrollos futuros.
La red tenía que estar en funcionamiento en mayo, por lo que, asumida la transferencia de competencias del Insalud a la Comunidad Autónoma de Extremadura, se puso en marcha rápidamente la convocatoria de un concurso para la instalación de un cableado y una electrónica de red que permitiera dar servicio a todo el complejo hospitalario. “El proyecto no se limita al área de radiología, pero obviamente ésta ocupaba un lugar destacado en todos nuestros planteamientos porque es donde más ancho de banda se consume y condiciona, por tanto, de manera muy especial el dimensionamiento de la red. Una placa radiográfica convencional ocupa del orden de 10 a 20 Megabytes”.

Imágenes a alta velocidad
En cuanto al número global de imágenes, la actividad diaria habitual del hospital puede ser, según Alejo, del orden de 35 TAC, unas 25 resonancias y alrededor de 300 radiografías, cantidad a la que habría que añadir unas 70 ecografías. Evidentemente, era necesario un sistema de red tremendamente potente para soportar la transmisión y el almacenamiento de este volumen de información.
“Siempre tuvimos claro que la casa debía comenzarse a construir por los cimientos, que en una red de comunicaciones no son otros que el cableado y la electrónica. Aunque sin perder de vista el proyecto de sistemas de información y las aplicaciones cuyo soporte constituían el objetivo último de todos estas bases”, asegura Alejo.
Desde un principio, los responsables de definir los requisitos de la nueva infraestructura coincidieron en que debía apoyarse sobre un sistema de cableado estructurado de categoría 6 UTP, combinado con fibra óptica en los enlaces más críticos. En cuanto a la electrónica de red, debía soportar conmutación y encaminamiento, altos niveles de seguridad, alta velocidad, Gigabit Ethernet como mínimo, y ser fácilmente escalable, debido a la rápida evolución de los propios aplicativos médicos.
Al concurso acudieron diversos fabricantes con sus respectivas ofertas, pero los responsables del proyecto se decidieron finalmente por la propuesta de 3Com. En concreto, el núcleo de la red, físicamente ubicado en el Hospital del Perpetuo Socorro, está formada por dos conmutadores 4060 dotados de la innovadora tecnología XRN (eXpandable Resilient Networking) de este fabricante, que permite diseñar e implementar troncales Gigabit Ethernet de alta disponibilidad y escalabilidad. Para ello, esta arquitectura ha sido diseñada de manera que hace posible enlazar múltiples conmutadores Gigabit de Nivel 3, pero con la peculiaridad de que todas las plataformas interconectadas en un grupo XRN se comportan como una única unidad de conmutación lógica o matriz de conmutación. Tanto es así que los conmutadores llegan incluso a compartir una misma dirección IP, con la consiguiente simplificación de las tareas de configuración y mantenimiento de la troncal.

Dimensionando la red
En las distintas plantas –siete en total– han sido instalados conmutadores SuperStack 3 4900sx, SuperStack 3 4924 y SuperStack, 3 4400. De cada pila de estos conmutadores parten dos enlaces de fibra a cada una de las plataformas 4060 del núcleo de la red. Los sistemas 4400 son puntos de red que dan servicio a planta, mientras que los conmutadores 4900 proporcionan conectividad a quirófanos y UVI. Para servidores en Gigabit, quirófanos y UVI, se ha recurrido a equipos 4924 del mismo fabricante. En cuanto a la troncal, se apoya en un enlace redundante de fibra óptica Gigabit Ethernet.
“Como criterio general para la utilización de los distintos modelos en los diversos puntos, se ha optado por conmutadores 4900sx y 4924 en los lugares más críticos, como pueden ser quirófanos y UVI, y en otras zonas donde la demanda de ancho de banda es mayor, como el área de radiología”, explica Dámaso Castellote, responsable de Comunicaciones del Servicio Extremeño de Salud. En líneas generales se ha recurrido a velocidades de 10/100 Mbps en la horizontal, y de 1000 Mbps (1 Gbps) en la vertical. Entre plantas, los enlaces son de 2 Gbps en las conexiones entre conmutadores, y de 100 Mbps a un Gigabit en los servidores; para los equipos de radiología, dado el elevado consumo de ancho de banda que caracteriza las aplicaciones de este departamento, se han adoptado velocidades de Gigabit.

Disponibilidad, escalabilidad y rendimiento
Con este despliegue, el Hospital del Perpetuo Socorro se ha convertido en el primer usuario en nuestro país de la tecnología XRN de 3Com. Esta arquitectura, con la que se ha creado una matriz de conm

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información