| Artículos | 01 JUN 2006

La sanidad camina con Wi-Fi: Hospital de La Moraleja (Grupo Sanitas)

Juana Gandía.

El Hospital de La Moraleja, del Grupo Sanitas, se ha convertido en un referente de la sanidad del futuro. Wi-Fi acapara el protagonismo tecnológico, pero son muchas las implementaciones realizadas que dan a este edificio carácter de pionero en su sector.

En el diseño del Hospital de La Moraleja (Madrid), el último centro hospitalario construido por Sanitas, se han teniendo en cuenta los más novedosos desarrollos tecnológicos del mercado. Una estética vanguardista, un entorno acorde con la naturaleza y una red inalámbrica que cubre las necesidades de profesionales y pacientes son sus principales características.

Su aspecto futurista se deja ver desde los cimientos. Tanto los materiales como la ubicación han sido estudiados previamente para conseguir un entorno bioclimático que fomente y permita un bajo consumo energético. Con objeto de aprovechar los beneficios de la luz solar, las habitaciones están orientadas al sur y se han instalado paneles solares en la parte superior, mientras que en el sótano se ha ubicado la central hídrica. Los patios interiores garantizan la ventilación e iluminación natural en la práctica totalidad de las dependencias.

Las instalaciones del hospital cuentan además con una red independiente de saneamiento en la que se diferencia la red de pluviales, la de fecales, la de las salas de revelado y la red de aguas contaminadas de la zona de medicina nuclear.

Sin embargo, es en el equipamiento tecnológico y en los beneficios que ofrece su aplicación donde el nuevo edificio sanitario de Sanitas mejor se muestra como el hospital del futuro. La movilidad y el entorno multimedia son claves en este entorno.

Una red Wi-Fi es la encargada de gestionar las comunicaciones internas y externas del edificio, con objeto de facilitar la labor de los profesionales y permitir una mejor y mayor calidad del servicio prestado al paciente. Con sistemas interactivos de comunicación e información tanto a través de voz y datos como de imágenes estáticas y vídeo, este sistema inalámbrico aporta a todo el personal una gran independencia para moverse por el recinto, incluso fuera de las instalaciones sanitarias, sin perder el contacto con los pacientes.

En las habitaciones se dispone de un sistema de telefonía para que el paciente avise a las enfermeras cuando precisen su atención. Estos pulsadores, situados tanto en la cabecera de las camas como en los sanitarios, están en contacto con los telefónos inalámbricos que portan las enfermeras, con los que, si es necesario, pueden redireccionar las llamadas a otros dispositivos, ya sean de enfermeras o médicos.


 



Monitorización centralizada
En el control de enfermeras se ha instalado un sistema de monitorización centralizada desde donde se vigila el estado de los pacientes y se controlan sus constantes; es posible, incluso, tomarles la tensión sin necesidad de acudir a la habitación. Esta centralización de monitores, basada en la red implantada, afecta a todos los departamentos: UCI de adultos y pediatría, URPA y obstetricia, así como la zona de los paritorios.

Otro aspecto destacable de la red Wi-Fi es la posibilidad de acceder desde cualquier lugar al historial de los pacientes, que centraliza todas las pruebas realizadas con sus correspondientes resultados. Los médicos pueden acceder por Internet a la base de datos y consultar el historial clínico, con lo que se evitan muchos desplazamientos innecesarios.

Otra aplicación es la asistencia en tiempo real, sin que importe el lugar del mundo donde se ubique el paciente. De hecho, se ha puesto en marcha un proyecto de colaboración con la Fundación Comitas para la realización de diagnósticos sobre pruebas en el Hospital de Chinguetti (Mauritania). El acceso a la red de Comitas permite al personal médico del Hospital de La Moraleja realizar videoconferencias con otros profesionales conectados a la red.

En la base de datos no sólo se archivan datos. Todas las imágenes, sean del tipo que sean (resonancia magnética, TAC, radiografías…), son procesadas, diagnosticadas y almacenadas para su posterior consulta mediante el sistema PACS (Picture Archiving and Communication System), basado en una estructura modular y escalable. Se acompaña de un sistema de información (RIS - Radiology Information System) diseñado en un entorno cliente-servidor que permite la generación de listas de trabajo (DICOM Modality Worklist). Se completa con una aplicación que se encarga de la distribución de las imágenes y la realización de su correspondiente informe, que se visualiza desde cualquier PC conectado a la red.

Esta solución se integra con el sistema HIS de información (Historia Clínica Electrónica) del hospital, un sistema electrónico que asocia la historia clínica con el paciente e incluye todo tipo de pruebas realizadas.

Infraestructura central
La red del hospital se integra en una estructura mucho más compleja aún encargada de dar servicio a todos los asegurados y profesionales que forman parte de la compañía. Tal infraestructura permite, por ejemplo, que los clientes dispongan de asistencia médica presencial y virtual, ya que la información se almacena en bases de datos que pueden ser consultadas desde cualquiera de sus entidades.

Toda su estructura se gestiona desde la sede central de Sanitas, ubicada en la madrileña calle Rivera del Loira, donde se encuentra el cerebro informático de toda la organización y de donde parte la red principal que comunica con las redes troncales del resto de los edificios. La sede central se conecta con el resto de las redes de la entidad mediante fibra óptica.

La red de datos del Grupo Sanitas está formada por 155 circuitos sobre los que se conectan 165 centros, con un ancho de banda de 130 Mbps, velocidad que se incrementará a lo largo de este año hasta los 500 Mbps. De esta red central parten tres redes troncales. Una de ellas comunica las 77 oficinas y centros de día, mediante MPLS; otra une los hospitales de La Zarzuela y La Moraleja con la central; y una tercera, basada en redes privadas virtuales (VPN), da servicio a las 74 franquicias de la compañía y cuyo backbone se basa en soluciones VPN.

Las redes de acceso operan bajo diferentes sistemas, según las distintas necesidades. Así, existen 85 conexiones ADSL, 10 xDSL, 6 MLAN, 44 dedicadas (punto a punto), 8 RDSI y 13 conexiones VPN vía Internet.

La página web de Sanitas es la principal herramienta para mantener el contacto virtual con los asegurados y darles servicio. Desde ella se pueden realizar múltiples trámites, como, por ejemplo, pedir cita sin moverse de casa o solicitar información. Esta atención es reforzada mediante la asistencia telefónica. Un call center es el encargado de atender las llamadas que se producen durante las 24 horas del día y atenderlas en tiempo real. Desde sus inicios, el centro es gestionado por Telefónica, tanto la parte de voz como la de datos.

Pero el sitio web no es sólo un medio de comunicación orientado a los clientes, también

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información