| Artículos | 01 JUL 2001

La CMT aprueba una medida cautelar para desbloquear la apertura del bucle

Califica de "impracticable" la entrada de la competencia
El pasado 21 de junio el Consejo de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) aprobaba una medida cautelar con la que pretendía, en palabras textuales de un comunicado interno, “desbloquear el estancado proceso de entrada de la competencia en el mercado del acceso local (lo que se conoce como acceso al bucle de abonado”, iniciado en enero de este año, pero que “después de cinco meses, se ha constatado impracticable”. En su comunicado, el organismo se muestra implacable ante la situación calificando de “fracaso” el proceso de coubicación de equipos en las centrales de Telefónica y reconociendo la urgente necesidad de introducir cambios que lo revitalicen.
Desde el inicio en enero de 2001 del proceso de apertura, muchos de los operadores que en su momento solicitaron el acceso a las centrales del operador dominante se han retractado. Algo alarmante, teniendo en cuenta que de la competencia en este tramo de la red dependerá en gran medida el desarrollo de la tan ambicionada Sociedad de la Información, para la que el acceso de banda ancha de calidad a la red, especialmente el basado en tecnologías ADSL, resulta de vital importancia.
Por ello, la Comisión se muestra inflexible en su intervención y planea diversas acciones que incluyen la orientación a costes de los precios establecidos por Telefónica para el alquiler de su bucle a la competencia, que supondrá reducciones de hasta 12 veces la cuota inicialmente fijada por la operadora. Además, el organismo exige la posibilidad para el resto de operadores de coubicar sus sistemas en los edificios de Telefónica sin necesidad de habilitar salas específicas cuando la demanda de espacio sea limitada (hasta 20 metros cuadrados). De esta forma, pretende acelerar el despliegue de los operadores en gran parte de las centrales y fomentar la competencia en zonas de menor potencial de negocio. El operador dominante se verá también obligado a publicar una lista de precios de habitación, alquiler mensual de espacios y de energía eléctrica.

Por primera vez en Europa. La medida cautelar de la CMT supone la primera iniciativa europea de regulación de dos aspectos esenciales para la introducción de la competencia en la “última milla”. Por un lado afecta al emplazamiento de equipos en espacios libres de salas ya habilitadas donde la propia operadora dominante instala sus equipos –tal y como se alojan actualmente equipos de compañías del grupo Telefónica, algunas de ellas competidoras directas de la cabecera en el acceso al bucle, como es Telefónica Data-, y, por otro, obliga al establecimiento de una lista de precios orientada a costes que facilite a los operadores entrantes la elaboración de planes de negocio sin obligarles a asumir riesgos innecesarios en una situación de incertidumbre.
La Comisión considera “rígido y excesivo” el dimensionado de las salas de coubicación de equipos y “altos” los precios de habitación y alquiler mensual de espacio fijados en la primera OBA (Oferta de Bucle de Abonado) de Telefónica, lo que, en su opinión ha llevado a “renuncias en cascada de solicitudes de espacio de los operadores” que en enero se mostraron interesados. Una circunstancia que agrava el problema habida cuenta que los costes total de habilitación de las salas habrán de repartirse entre un número inferior de compañías. Por su parte, Telefónica ha declarado haber realizado un “enorme esfuerzo” por dar las “máximas facilidades” a la apertura del bucle.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información