| Artículos | 11 ENE 2006

Gartner vuelve a la carga

No siempre los tópicos, por manoseados que estén, reflejan la realidad. En la era del ?más con menos?, cuando el ?retorno de la inversión? aparece reiteradamente en cualquier documento técnico, y lo de ?alinear las TI con el negocio? ya aburre por previsible, Gartner vuelve a su guerra particular contra el despilfarro. Damos por sentado que los profesionales de TI han acabado por entender ?a la fuerza ahorcan? que están sometidos a los mismos criterios de rentabilidad que cualquier otro departamento corporativo, pero, en una de sus recientes IT Expo, los máximos responsables de la firma consultora han vuelto a poner de manifiesto lo contrario. Y con cifras. Dice Gartner que, durante los próximos cinco años, las empresas gastarán en balde alrededor de 100.000 millones de dólares en productos y servicios de redes.
Ya la pasada primavera, Mark Fabbi, el carismático vicepresidente de la consultora, levantó la polémica a escala internacional cuando, en una conferencia, desveló a los responsables de TI que se estaban desperdiciando hasta 10.000 millones de dólares en llevar, innecesariamente, Gigabit hasta las sobremesas, habiendo como hay otras tecnologías que, más allá del ancho de banda bruto, permiten optimizar el rendimiento de las redes y las aplicaciones. Ahora, el mismo Fabbi y otros colegas suyos de Gartner insisten en su mensaje, aconsejando a los profesionales con decisión de compra adquirir sólo lo que necesiten en los próximos dos años, sin malgastar en cubrir huecos hipotéticos que quiza nunca surjan.
De nuevo, Gartner recuerda la idoneidad de las herramientas de optimización del tráfico WAN para mejorar el rendimiento de la red, en vez de meterse en la carrera de comprar cada vez más ancho de banda. Según los cálculos de la consultora, estas herramientas puedan llegar a reducir el tráfico de un 60 a un 80%. Por supuesto, las necesidades de ancho de banda pueden crecer anualmente, pero, de ser ciertas esas estimaciones, aunque lo hicieran en un 35% al año, la optmización de la WAN podría eliminar la necesidad de adquirir capacidad adicional durante tres años y medio. Y con el dinero ahorrado en fuerza bruta la empresa podría invertir en áreas como aceleración de aplicaciones, comunicaciones unificadas, movilidad o voz sobre WLAN, algunas de las que hoy marcan tendencia como verdadera ayuda a la mejora de la productividad. El mismo Jhon Chambers, el mítico CEO de Cisco, afirmaba recientemente que su compañia había logrado ahorrar 100 millones de dólares en gastos de viajes gracias a la utilizacion de herramientas de colaboracion basada en vídeo, asegurando que la colaboración es ?la próxima frontera de la productividad?.
Los responsables de TI se mueven hoy con la comodidad que les da la continua bajada de precios del ancho de banda, sobre todo si se compara con los altos costes de antaño de las líneas alquiladas y de servicios como Frame Relay. Pero, aún así, se debe imponer la racionalidad a la hora de gastar los presupuestos. Los malpensados podrían dudar de las intenciones de Gartner en repetir machaconamente este mensaje ?en estos tiempos ya todo es posible?, pero lo cierto es que razón no le falta. Porque la cuestión no es tanto dotarse de la mejor red como contribuir a mejorar la rentabilidad de la empresa. La actitud técnica ya no es suficiente y cualquier profesional de TI ha de ser capaz de elaborar una visión global de la tecnología como un valioso recurso al servicio del negocio.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información