Actualidad | Noticias | 14 NOV 2002

El beneficio neto de Telefónica crece un 21,6% en el tercer trimestre

Aunque los ingresos consolidados y el ebitda del Grupo Telefónica durante el tercer trimestre caen el 7% y 7,4%, respectivamente, el beneficio neto se incrementa un 21,6% más que en el mismo periodo de 2001, alcanzando un volumen de 538,1 millones de euros.
Comunicaciones World

Esta evolución de los resultados de la compañía se pone de manifiesto, según fuentes de Telefónica, en distintas partidas de la cuenta de explotación: la generación libre de caja ha aumentado en un 44% en los últimos nueve meses; el nivel de deuda se ha reducido por sexto trimestre consecutivo; el margen de ebitda ha alcanzado un 41,6%, el nivel más alto del ejercicio; y el número de clientes se ha incrementado en 6 millones con respecto a los nueve primeros meses de 2001.

Los resultados han permitido al grupo reducir las pérdidas del primer semestre en un 9,65%, al comparar la cifra de este último trimestre, un total de 5.036,1 millones de euros, con la registrada en el pasado mes de junio, 5.574,2 millones de euros. Esas pérdidas son consecuencia de la decisión, adoptada por el Consejo de Administración de la Compañía el pasado mes de julio, de sanear activos para cubrir las inversiones realizadas con cargo a la adquisición de las licencias de telefonía móvil de tercera generación en Europa y Mediaways en Alemania. Si se excluyen todos los resultados extraordinarios netos de sus correspondientes efectos fiscales y el efecto de Argentina, el beneficio neto consolidado en los nueve primeros meses del año se situaría en 1.509,3 millones de euros.

Según el operador, "durante los nueve meses del ejercicio, los resultados consolidados del Grupo Telefónica demuestran la mejor evolución de las operaciones respecto al año anterior, con crecimientos en los ingresos, ebitda y resultado de explotación, eliminando el efecto tipo de cambio (fuerte depreciación de las divisas latinoamericanas, especialmente el peso argentino a lo largo del período y el real brasileño en el último trimestre) y el cambio en el perímetro de consolidación contable".

El cash flow del grupo ha ascendido a 6.425,2 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 44,3% respecto al mismo período del año anterior. Por líneas de actividad y en este mismo período, han destacado los niveles alcanzados por el negocio de telefonía celular (2.243,7 millones de euros, +63,5%) y Telefónica Latinoamérica (2.195,7 millones de euros, +17,7%). Telefónica de España, por su parte, mantiene prácticamente invariable su generación de caja respecto al año anterior en 2.223,6 millones de euros como consecuencia del esfuerzo inversor realizado por la compañía en Banda Ancha.

Por lo que se refiere al nivel de deuda neta, ésta también se ha reducido, totalizando, a 30 de septiembre, 24.575 millones de euros, es decir, 1.213,8 millones de euros menos que a final del primer semestre y 4.366,6 millones de euros menos respecto a la deuda de finales del ejercicio 2001 (28.941,6 millones de euros).

En esta misma línea de contención de costes, los gastos operativos del Grupo hasta el tercer trimestre han totalizado 12.588,4 millones de euros, un 5,5% menos respecto al mismo período de 2001. A esta reducción han contribuido todas las líneas de actividad (por ejemplo, Admira Media –29,9%, T. Latam –26,3%, o Terra Lycos –21,4%). Telefónica de España y el negocio de telefonía celular siguen siendo los únicos negocios que presentan incrementos anuales de sus gastos, explicados en el primer caso por el despliegue del ADSL minorista y en el segundo por el modelo centralizado de venta de terminales, los mayores gastos de las operadoras europeas y el cambio en el perímetro de consolidación contable.

El resultado de explotación hasta septiembre acumula una caída del 8,5% hasta alcanzar los 3.805,5 millones de euros, como consecuencia de la reducción interanual del 6,6% de las amortizaciones (-1,6% en el primer semestre), por el mayor impacto del tipo de cambio. El crecimiento ajustado por el tipo de cambio y cambio en el perímetro ascendería al 6,1%.

La inversión se ha situado en 2.503,7 millones de euros, un 51,7% menos que a 30 de septiembre de 2001. Esta reducción se produce en todos los negocios del Grupo, si bien Telefónica Latinoamérica sigue destacando, con una reducción interanual del 77,9%, por la política de control y racionalización de la inversión tras el cumplimiento de metas en Telesp, la crisis en Argentina y el impacto del tipo de cambio. No obstante, debe tenerse en cuenta el componente cíclico de la inversión, por lo que este comportamiento no debe extrapolarse para final de año.

Desde el punto de vista operativo, la base de clientes gestionados del Grupo Telefónica ascendía a finales de septiembre a 77,2 millones, casi 6 millones más que en el mismo período del ejercicio 2001 y 1,8 millones más respecto a junio de 2002. Si se considera los clientes totales, éstos ascenderían a 82,4 millones, un 8,2% más que en septiembre de 2001 y un 2,3% sobre el trimestre anterior.

Este crecimiento se debe, fundamentalmente, al crecimiento de la telefonía celular, que ha incrementado su base de clientes gestionados en 5,6 millones en los últimos doce meses y en 1,9 millones en el último trimestre, ritmo de crecimiento importante teniendo en cuenta las condiciones macroeconómicas en Latinoamérica y el nivel de penetración de España. En este tercer trimestre se incluyen por primera vez los clientes de Pegaso.

Las conexiones ADSL del Grupo también muestran un crecimiento significativo, totalizando 1.151.084 en septiembre de 2002 (747.019 en España y 404.065 en Latinoamérica), un 192,2% superior que en el mismo período del año anterior, correspondiendo el mayor crecimiento en este período a España (+234,7% vs 136,5% en Latinoamérica). Por zonas geográficas, España sigue representado un porcentaje en torno al 51% y Latam al 46% del total de clientes gestionados, niveles similares a los del año anterior.

Los ingresos por operaciones en el período enero-septiembre 2002 han alcanzado los 21.467 millones de euros, un 7% menos que en el mismo período de 2001 principalmente debido a la caída de Telefónica Latinoamérica (-28,6%), por el mayor impacto del tipo de cambio que no logra ser compensado por el crecimiento del negocio de telefonía celular (+10,3%) y la mejora en el crecimiento interanual de Telefónica de España (+0,2% vs –0,6% en la primera mitad del año). Debe destacarse el crecimiento que presentan en el período acumulado a septiembre los ingresos de Telefónica Móviles España (19,2%) y de Telesp en moneda local (+10,6%).

Por líneas de negocio y en términos absolutos, Telefónica de España es la que más aporta a los ingresos del Grupo (35,8%), seguida del negocio de telefonía celular (32,8%) y Telefónica Latinoamérica (25,3%), situación distinta a la que se apreciaba en septiembre de 2001, cuando Telefónica de España era la que más contribuía (33,2%), seguida de Telefónica Latinoamérica (33%) y el negocio de telefonía celular (27,7%).

Respecto a los ingresos consolidados por áreas geográficas, son relevantes tanto el aumento de la contribución de España al total (57,8% frente 49,9% en septiembre del año anterior) como la disminución del negocio procedente de Argentina, que pasa de 12,8% en septiembre de 2001 a tan sólo un 3,8% en septiembre de 2002.

Telefónica de España es la filial que más aporta en términos absolutos al ebitda del Grupo representand
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios