Actualidad | Noticias | 23 OCT 2003

Aramiska lleva Internet por satélite a las zonas rurales de Cataluña

Con más de un año operando en España, Aramiska, proveedor de servicios de Internet por satélite, presenta su oferta para zonas rurales. Dado el fuerte potencial que en este sentido representa el mercado de Cataluña, el proveedor apuesta por los proyectos en las zonas rurales de la Comunidad, donde 25 núcleos de población ya han contactado con Aramiska para obtener sus servicios.
Encarna González

Tomando como premisa los datos de Red.es, actualmente existen en Cataluña 623 pueblos sin acceso a la tecnología ADSL, lo que significa que un 66 % de las poblaciones catalanas no tiene acceso a una conexión a Internet de alta velocidad. Aramiska, especializada en el acceso a la Red de alta velocidad por satélite para empresa, ha percibido esta demanda de mercado y ya ha iniciado un proceso de expansión en estas zonas rurales. Tal y como afirma Arnaud Blanche, responsable de marketing de Aramiska para España y Francia, “al principio disponíamos de tres paquetes para pymes pero nos dimos cuenta de la fuerte demanda existente en estos municipios, que generalmente no tienen ADSL y cuentan con menos de 2.000 habitantes, y decidimos dirigir nuestra oferta hacia ellos”:
De momento, Aramiska ya ha establecido contacto con unos 25 municipios, empresas y hoteles, entre otros, interesados en sus soluciones. Entre algunas de las instalaciones ya realizadas destaca la efectuada en la localidad catalana de Llívia, cuyo Ayuntamiento ha manifestado que espera conseguir unos 60 usuarios regulares de los 900 habitantes que tiene el municipio.

Una solución a medida
Así, la oferta del sistema satelital proporcionado por Aramiska es el Arc 2000+, bidireccional y que incluye software de antivirus y cortafuegos y soporte gratuito 24 horas en tecnología Aramiska. De acuerdo con Arnaud Blanche, la velocidad mínima garantizada es de 512 Kbps de bajada y de 256 Kbps de subida, una conexión ligeramente superior a la disponible hasta ahora en su oferta. Asimismo, y respecto a la posible problemática existente por la lejanía de los núcleos de población, el responsable alude a la posibilidad que ofrece este proveedor de compartir la señal. En esta línea, desde Aramiska se hace especial hincapié en la importancia de su distribuidor en Cataluña, Aspenter. Su director general, Jaume Orriols, también comparte la visión del enorme potencial que existe en estos municipios catalanes así como los esfuerzos que están destinando para sobrepasar las barreras geográficas que pueden impedir la recepción de la señal. “Nuestro mercado está en pequeñas poblaciones. Instalamos una antena en una zona central y, a continuación, antenas bidireccionales y omnidireccionales para hacer llegar la señal de un punto a otro con las primeras y, una vez llega la señal, se reparte a toda una zona con la omnidireccional”, expone el responsable. Así, actualmente ya están iniciando la instalación en siete núcleos de población catalanes.
Con todo ello, tanto Aramiska como Aspenter esperan exportar este éxito al resto del territorio español donde ya han tenido experiencias en otras zonas rurales de Aragón y Andalucía.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información