Telecomunicaciones | Artículos | 01 DIC 2007

Verizon Business inicia el despliegue de una red ULH paneuropea

Con velocidades de 40 Gbps
La unidad empresarial de la operadora estadounidense Verizon empezará en diciembre la construcción en Europa de una red óptica ULH capaz de ofrecer velocidades de 40 Gbps.

Tres años después del inicio de la construcción de una red óptica ULH (Ultra Long-Haul) en Estados Unidos, Verizon Business comienza ahora en Europa a desplegar una red similar, con capacidad de hasta 40 Gbps. En su primera fase, que, de acuerdo con las previsiones de la compañía, estará finalizada en el primer trimestre de 2008, esta red paneuropea unirá a lo largo de 3.230 kilómetros los centros con que Verizon Business cuenta en las ciudades de Londres, Ámsterdam, Frankfurt, París y Bruselas.
La iniciativa se debe, según Verizon, a la necesidad de satisfacer las crecientes demandas de servicios de banda ancha en nuestro continente. “El despliegue de tecnología ULH en nuestra red troncal europea dará a nuestros clientes la oportunidad de hacer un uso intensivo de aplicaciones Web, así como de soluciones Ethernet de alta velocidad”, afirma Joe Cook, vicepresidente de ingeniería y planificación de la red mundial de Verizon Business. "Puesto que nuestros clientes corporativos dependen de nuestra red los 365 días del año, 24 horas al día, hemos diseñado esta red europea con la suficiente capacidad para satisfacer todas las necesidades que impone el nuevo modelo de consumo intensivo de datos. Nuestra tecnología ULH tiene suficiente capacidad para absorber el crecimiento que supone la explosión de las aplicaciones de gran ancho de banda, como vídeo, wireless, Internet de alta velocidad, servicios Web, distribución de contenidos multimedia y networking de almacenamiento, entre otros”.
La tecnología ULH Dense Wavelength Division Multiplexing (DWDM) permite a Verizon Business ampliar el alcance de la señal de red sin necesidad de emplear equipamiento para su regeneración, reduciendo así los gastos operativos y el número de componentes activos de la infraestructura. Para los clientes, los principales beneficios de esta tecnología óptica de nueva generación son la mejora de la fiabilidad y el rendimiento de la red, así como la reducción de la latencia y el aumento del ancho de banda disponible.
ULH soporta transporte óptico integrado y conmutación fotónica de longitudes de onda que facilita la restauración de la red y permite acortar los tiempos de aprovisionamiento al cliente. Esta tecnología de red fotónica de nueva generación contempla más de 160 canales, 40 Gbps de velocidad –“cuatro veces más que las redes desplegadas por otros operadores”, según la compañía– y distancias de transmisión de 6.000 kilómetros, con técnicas sofisticadas de ampliación, como EDFA y Raman. Ofrece, asimismo, una capacidad troncal de OC-768, soporta servicios IP, MPLS,
SONET y SDH. También permite automatizar los sistemas de gestión de red mediante técnicas avanzadas que extienden a los clientes las ventajas que aporta la automatización de extremo a extremo para la realización de tareas como gestión de red, monitorización y aprovisionamiento.

Tecnología óptica de Nortel
La red óptica de Verizon Business está basada en Optical Multiservice Edge 6500 de Nortel, una plataforma convergente óptica de próxima generación. La solución de Nortel incluye Electronic Dynamically Compensating Optics (eDCO), que optimiza la conexión de redes al ampliar la longitud de onda de 40 Gbps sobre miles de kilómetros sin que sea necesario disponer de módulos de compensación de dispersión, lo que simplifica la red en gran medida.
Asimismo, como parte de la solución tecnológica ofrecida a Verizon, Nortel ha suministrado Reconfigurable Optical Add/Drop Multiplexing (ROADM), que simplifica la adición y enrutado de nuevos servicios, y Optical Network Manager, conjunto de herramientas de planificación de red y de gestión avanzada de la infraestructura y los servicios.


De costa a costa
-----------------------
La red óptica europea de Verizon completa el proyecto ULH que el operador inició en Estados Unidos en 2004, que en la actualidad suma ya 40.233 kilómetros de longitud. Los objetivos del proyecto coinciden con la estrategia puesta en marcha por Verizon Business en 2006 para interconectar sus infraestructuras ULH con la red de similar tecnología heredada de MCI, con la que se fusionó en 2005. Dicha interconexión ha supuesto para la compañía la disponibilidad de una red óptica que cubre todo Estados Unidos, de costa a costa, y que ahora se adentra también en territorio europeo.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios