Telecomunicaciones | Noticias | 03 DIC 2018

Un 48% de hogares españoles dice haber sufrido subidas del precio de la banda ancha fija en el primer semestre de 2018

En la mayor parte de los casos se trata de subidas no solicitadas y no deseadas, aunque conlleven mejoras.
teléfono
Redacción

Los últimos datos del Panel de Hogares de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, correspondientes al primer semestre de 2018, muestran que los incrementos en los precios de los servicios de Internet por las operadoras no siempre son bien acogidas por los particulares, aún cuando lleven aparejadas mejoras en la oferta que les llega.

Del total de hogares con banda ancha fija en España, un 48% sufrió una subida en las tarifas sin solicitarlo previamente. De estos, un 28,7% explica que el incremento estaba asociado a mejoras en el servicio, aunque la mayoría se muestra descontenta con el cambio. El 81,9% de estos encuestados hubieran preferido mantener el precio que pagaban anteriormente y no disfrutar de las ventajas que llevaban asociadas. El 18%, por el contrario, considera que la subida está compensada por los nuevos beneficios. 

Entre ese 48% de hogares que sufrieron un alza de las tarifas de los servicios contratados, un 12,4% dice no haber detectado ningún cambio, mientras que el 6,9% desconoce la razón por la que se le aumentaron las cuotas. 

En relación a la forma de afrontar la subida de precios, el 45,3% dice haber contactado con el proveedor del servicio, pero no haber conseguido evitar el cambio en las tarifas. El 11,9%, en cambio, sí que pudo evitar el incremento. Un 7% de los hogares optó por cambiarse de operador.

El Panel de Hogares CNMC establece que, a pesar de la percepción de los hogares, los gastos no variaron de media de forma notable en relación a finales de 2017. El importe medio del paquete cuádruple se sitúa ahora en los 65,4 euros mensuales, medio euro más, mientras que el quíntuple mantiene su precio en cerca de 95 euros mensuales. En las cantidades medias se incluyen precio del paquete más otros posibles gastos extra, como contratación de canales premium, excesos de datos u otras facturas. 

El informe analiza la penetración de los servicios de comunicaciones electrónicas, entre los que destaca una bajada en el porcentaje de hogares con telefonía fija, que se reduce un 3,8% en un año, hasta el 84,4% de unidades de vivienda. El resto de categorías de servicios —móvil, Internet, banda ancha fija y televisión de pago— sube. Es especialmente notable el incremento en el total de hogares que cuentan con oferta televisiva de pago, que sube del 30,5 al 37,5%. En cuanto al tipo de servicios que se contrata, en la mayoría de los casos se combinan distintas opciones, siendo las más adoptadas las que unen telefonía fija y móvil e Internet, por la que optan un 43,4% de hogares; y la que además le suma televisión de pago, la elegida por el 34,3%. 

El panel destaca también la baja adopción de los servicios móviles de prepago, con un 15% de cuota del mercado de telefonía sin hilos. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios