Telecomunicaciones | Noticias | 30 DIC 2019

Las cabinas públicas se mantendrán en uso al menos dos años más

Se declara desierta la licitación para su cobertura, por lo que se prevé que Telefónica se vuelva a hacer cargo de su mantenimiento.
Cabina Telefónica
María Ramos

El auge de los smartphones acarrea distintos en el sector de las telecomunicaciones. Se suele profundizar en la relevancia de una conectividad continuada, en la que la multiplicación de los dispositivos móviles van de la mano de las mejoras en las redes, pero no todo se reduce a esto. Hay un cambio que afecta tanto a los agentes del mercado como al propio paisaje de las localidades españolas: el desuso de las cabinas telefónicas

La caída en la utilización de este servicio queda patente en el desinterés de las operadoras por hacerse con su licitación. El Boletín Oficial del Estado del pasado 26 de diciembre publica la orden en la que se declara desierta la licitación a través de la cual se preveía designar a una compañía para que se encargase de su prestación: en el plazo en el que se mantuvo abierta la convocatoria, no se presentó ninguna solicitud para hacerse con el servicio. 

Según recoge la agencia EFE, esto tiene dos efectos colaterales. Por un lado, la prestación del servicio recaerá de nuevo en Telefónica, a través de una orden ministerial que se publicará en los próximos días. De acuerdo a las declaraciones del director general de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información, Roberto Sánchez, a la agencia, en principio la licitación será para dos años, aunque la intención "clarísima" es eliminarlas antes del servicio universal obligatorio.

Así, las cabinas telefónicas aseguran al menos dos años más su existencia en España y serán servicio universal obligatorio como mínimo hasta el 31 de diciembre de 2021. Para eliminarlas, el Parlamento debe aprobar una ley en la que se articule su supresión. 

Actualmente, se realiza de media una llamada cada tres días en las cabinas, un nivel que no justifica su mantenimiento. La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia ha apelado ya en diversas ocasiones a la conveniencia de cesar la prestación de este servicio universal. La última, hace apenas unas semanas, a finales de octubre, en un informe realizado a petición de la Secretaría de Estado para el Avance Digital en el que se constata el progresivo abandono de su uso. 

De forma similar, en junio emitía otra recomendación en la que llamaba a suprimir el servicio, basándose en la "disminución en el número, el tráfico cursado y los ingresos unitarios por cabina de manera generalizada en todo el territorio nacional". 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios