Telecomunicaciones | Noticias | 24 MAR 2020

La OAUT, clave en el cumplimiento del servicio de telecomunicaciones durante la cuarentena

La Oficina de Atención al Usuario de Telecomunicaciones mantendrá su trabajo para garantizar que se cumplen las condiciones adecuadas de la prestación.
confinamiento cuarentena coronavirus
Redacción

La prestación de servicios de telecomunicaciones está reconocida como imprescindible y estratégica durante la situación de confinamiento decretada por la expansión del coronavirus COVID-19. Así queda recogido en el Real Decreto del martes 17 de marzo, por el que se avanzaban medidas económicas y sociales, y se confirmaba con el acuerdo entre los principales agentes del sector y el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, sellado el viernes 20. 

Este reconocimiento es decisivo, vista la situación actual en redes. El consumo de internet se ha disparado desde la declaración del estado de alarma, impulsado tanto por el teletrabajo y las iniciativas de educación online como por su uso en la comunicación entre personas cercanas y el entretenimiento. Aunque las redes están preparadas para dar cobertura a esta demanda, desde los operadores se han realizado ya llamamientos a un uso responsable por la ciudadanía. 

En este marco se sitúa el trabajo de la Oficina de Atención al Usuario de Telecomunicaciones, dependiente del mismo ministerio que firmaba el acuerdo y gestionada por el Grupo Oesía. La OAUT se encargará de vigilar que se cumplan los compromisos adquiridos en relación a los servicios de voz y datos, fijos y móviles y, para esto, la organización ha adoptado una serie de medidas destinadas a asegurar la continuidad del trabajo. 

El grupo considera que asegurar la continuidad de la OAUT es clave, precisamente, porque "el fuerte incremento del consumo puede generar incidencias". Además, el propio Real Decreto contempla que los operadores no pueden realizar determinadas acciones durante el tiempo que dure el estado de alarma, como suspender o interrumpir el servicio, realizar portabilidades o variar los precios o calidad sin avisar con un mes de antelación. 

Así, Oesía ha implementado un sistema de trabajo en remoto para garantizar la seguridad del equipo de trabajo. Este permite mantener las vías de contacto para la ciudadanía abiertas, tanto las telemáticas como las telefónicas, de forma que se asegure que sus demandas serán atendidas. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios