Networking | Noticias | 24 ABR 2019

Un estudio plantea el uso de redes de baja frecuencia para mejorar el rendimiento

La iniciativa se apoya en bandas de ondas milimétricas para reducir la sobrecarga y optimizar las redes de alta velocidad.
redes
Redacción

El auge de la conectividad y del IoT plantea un nuevo escenario digital con una serie de demandas en las comunicaciones y conexiones de red: alta velocidad, baja latencia y tráfico ágil de volúmenes amplios de datos. Ante esta situación, se está trabajando en el despliegue de nuevos estándares, como el Wi-Fi 6 o el 5G. Ahora, un estudio profundiza en una nueva vía para conseguir mejorar estas características. 

Realizado entre el IMDEA Networks Institut y Huawei Technologies, este proyecto se considera pionero en su trabajo. Plantea el empleo de tecnología de ondas milimétricas, de entre 30 y 300 GHz, en las futuras redes de comunicaciones de alta velocidad para lograr así un mejor desempeño. En concreto, se ha analizado el uso de bandas de baja frecuencia o LF con el fin de inferir las características del canal de las bandas de alta frecuencia (HF) de ondas milimétricas y, así, dar soporte a la red. 

El doctor Joerg Widmer, investigador principal del proyecto y Director de Investigación de IMDEA Networks, profundiza en el proyecto. "La pérdida de una señal se incrementa significativamente con su frecuencia", explica. De ahí que las comunicaciones HF, "como los sistemas de ondas milimétricas que ofrecen la velocidad y la capacidad que requieren las redes 5G y Wifi con el estándar 802.11ad, exigen antenas direccionales con el fin de superar la atenuación resultante". 

Estos procesos llevan a que se produzcan altas sobrecargas de señal, "puesto que ambos extremos de la comunicación tienen que actualizar continuamente la orientación de su antena a medida que los nodos se van moviendo y los bloqueos interrumpen la ruta de visibilidad". Según explica el doctor Widmer, esto se evita en las redes LF, "dado su entorno multirutas y sus muy inferiores tasas de atenuación".

De este modo, la LF se pone al servicio de la HF. El estudio de la relación ha permitido trabajar en técnicas para optimizar el rendimiento de la banda de ondas milimétricas, de tal modo que se reduce la sobrecarga. En las pruebas realizadas hasta el momento se ha verificado que las herramientas derivadas del estudio tienen funcionamiento en entornos de red inalámbricos reales y, de hecho, han sacado dos aplicaciones patentadas y preparan una tercera.

"Hasta donde sabemos, ésta ha sido la primera vez que estos dos sistemas se estudian juntos en profundidad", añade Widmer, que incide en que los resultados obtenidos "permitirán a los operadores mejorar el rendimiento de su banda de ondas milimétricas y, con ello, reducir la sobrecarga de la red que requieren para operar sus redes actuales y futuras". Para el usuario, esto supondrá facilitar el acceso a contenidos online y servicios multimedia a velocidades extremadamente altas.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios