Mundo profesional | Noticias | 02 MAR 2020

Grupo MÁSMÓVIL compra Lycamobile por 372 millones de euros

El pago se fraccionará en tres partes, que se completarán a los doce meses del cierre de la operación.
MASMOVIL
Redacción

El grupo MÁSMÓVIL afianza su posición en el mercado prepago con una nueva adquisición. La cuarta operadora del mercado en España ha anunciado la compra del operador móvil virtual Lycamobile España, una operación valorada en 372 millones de euros. La transacción está sujeta a los mecanismos habituales de autorización de las autoridades de competencia. 

Lyca cuenta con una trayectoria de diez años en España, en los que ha conseguido sumar cerca de 1,5 millones de líneas —según datos aportados por MÁSMÓVIL referentes a finales de 2019—. Los ingresos medios por usuario de la compañía superan los siete euros, mientras que en total, para el conjunto del pasado año, la firma ha facturado 132 millones de euros y reporta un EBITDA de 45 millones. 

El total de la compra, financiado mediante deuda bancaria garantizada por dos instituciones financieras internacionales, se repartirá en tres plazos, con desembolso en efectivo y libre de deuda. El primer pago se realizará al cierre y aglutinará el grueso de la operación, con 307 millones de euros. Seis meses más tarde se hará la siguiente retribución, de 30 millones de euros. La operación se liquidará con los 35 millones de euros restantes, que se abonarán doce meses después del cierre. 

Esta transacción se alinea con las compras de las OMV Llamaya y Lebara, realizadas previamente y que ayudan a la compañía a "reforzar su posición en el segmento de prepago", según explican en un comunicado, "y continuar liderando el crecimiento del mercado de las telecomunicaciones en España". El Grupo MÁSMÓVIL pasa por ser, junto con el conjunto de OMV, los únicos agentes que ganan usuarios mes tras mes en los reportes de portabilidad móvil de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia. 

En relación a los beneficios económicos que esperan que se deriven de la compra, MÁSMÓVIL prevé un EBITDA proforma superior a los 75 millones de euros anuales, derivados de la reducción de costes del uso de la red móvil que facilitarán las sinergias generadas con la adquisión. Se calcula que los efectos financieros se comenzarán a percibir a partir de principios de 2021. 

Desde el grupo apuntan a que la operación "no implicará ningún Capex relevante adicional para MÁSMÓVIL", por lo que el EBITDA generado se convertirá totalmente en flujo de caja operativo. En relación a su valor estratégico, la compra afianza a la compañía como cuarto operador de España, "con 10,4 millones de clientes y una facturación de alrededor de los 1.800 millones de euros".

El anuncio de la adquisición ha impulsado las acciones de MÁSMÓVIL, con ganancias en la mañana del lunes del entorno del 3,5-4% que son tanto más destacables en el contexto de pérdidas generalizadas motivadas por el impacto del coronavirus en las bolsas internacionales. El grupo presentaba la pasada semana sus cuentas anuales de 2019, en las que certificaba su año de crecimiento en clientes con una mejoría en la facturación y en los beneficios netos.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios