Movilidad | Artículos | 01 JUL 2010

El "boom" de los smartphones congestiona las redes

El lanzamiento del iPhone de Apple y el anunció de Android por parte de Google han sido claves para el mercado de los smartphones. Gartner estima que las ventas de este tipo de dispositivos crecerán un 33% en 2010 para representar tres años
después el 43% del mercado total de terminales móviles. En España, según datos de Nielsen, el número de clientes de terminales inteligentes crecieron un
27% en el mes de enero de este año,
alcanzando los 10 millones, frente a los 7,8 millones de enero de 2009; es decir, uno de cada cuatro teléfonos en España es un smartphone. 
Tal evolución está provocando la saturación de las redes, dado el crecimiento exponencial que está experimentando el tráfico de datos. Según Pedro José Hernández, director ejecutivo de la cuenta Global de Telefónica de Nokia Siemens Networks, “los usuarios no quieren los smartphones sólo para comunicarse sino para utilizar las aplicaciones: vídeo, noticias, localización, redes sociales, música… La voz ha sido superada por los datos.

23 millones de Exabytes
La compañía prevé que en 2015 el tráfico anual de datos móviles alcanzará los 23 Exabytes, lo que equivale a 6.300 millones de personas descargándose un libro digital cada día. Ya en 2011, el 50% del tráfico de las redes móviles estará generado por datos móviles para pasar al 85% en 2015, de los cuales el 49% se realizará a través de terminales móviles.  Sin embargo, la principal causa de la saturación de las redes no obedece tanto a este aumento del tráfico de datos como al incremento de señalización que están provocando estos dispositivos. “El problema de la congestión de la red no es su capacidad sino el aumento de señalización en las conexiones de datos. Los operadores han hecho correctamente sus previsiones y su planificación de inversiones, pero lo que no esperaban es que los smartphones provocaran tantos intentos de llamadas. Los PC generan muchos datos pero poca señalización, al contrario que los smartphones al trabajar de forma móvil. Además, el consumo de recursos de la red también es mayor”, explica Pedro José Hernández.
Para hacer frente a los problemas que está suponiendo el ‘boom’ de los smartphones, Nokia Siemens Networks trabaja ya con varios operadores ayudándoles a desarrollar sus redes y satisfacer las necesidades de los clientes en lo que se refiere a acceso móvil a Internet.  Para ello la compañía ha implementado la tecnología Cell PCH, que permite duplicar la duración de la batería de los smartphones a la vez que reduce la carga de señalización en la red. De esta forma, según confirma en un reciente estudio el grupo independiente de investigación Signals Ahead, las redes de Nokia Siemens Networks tienen hasta un 50% menos de tráfico de señalización y permiten aumentar hasta un 30% más la duración de la batería que la competencia.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios