Convergencia | Noticias | 01 ENE 2020

Tendencias móviles que despegarán en 2020

La relación de los dispositivos móviles con la transformación empresarial o marketing y publicidad serán algunos de los aspectos que experimentarán cambios en estos doce meses.
2020 tablet
Redacción

De la mano de su importante relevancia a nivel social, la tecnología móvil se ha convertido en un elemento intrínseco a cualquier tipo de experiencia de transformación empresarial. Los dispositivos que facilitan la conectividad en cualquier escenario y momento son claves en la actualización digital del sector de los negocios, como recoge el vicepresidente y analista de Forrester Thomas Husson. 

Husson plantea una serie de previsiones en relación a la tecnología móvil en 2020, empezando por su papel como catalizadora de la transformación empresarial: ha contribuido a cambiar las expectativas de los clientes, que esperan atención inmediata en sus dispositivos. Esto, a su vez, obliga a una evolución en la cultura de las organizaciones hacia un modelo adaptativo, que se acelerará en estos doce meses. 

Las herramientas móviles se convertirán en el vínculo entre las nuevas tecnologías a escala. Esto se comprueba, por ejemplo, en el caso de la realidad aumentada, que Husson prevé que despegue en 2020 gracias a que su uso en juegos y su aplicación en plataformas de este tipo a escala: los desarrolladores pueden aprovechar el amplio mercado de smartphones para construir nuevas experiencias integradas.

Los dispositivos móviles se reafirmarán como un canal significativo en relación a los anuncios digitales: más del 80% del crecimiento de esta publicidad en 2020 se generará a través de estos elementos. La publicidad móvil aumentará su facturación, frente a la tradicional vía PC, que se mantendrá estable. Además, la tecnología de este tipo servirá como el centro de experiencia de personalización de la marca; no como canal transmisor, sino como elemento en el que ofrecer una experiencia integrada, tanto online como offline en tiempo real. 

Desde el punto de vista del marketing, los dispositivos móviles deberán mantener una perspectiva amplia: no se trata solo de emplear el smartphone como elemento para el mCommerce sino de ampliar sus posibilidades para generar tráfico hacia la tienda y favorecer nuevos ingresos. En los casos de éxito, se verá una mayor adopción de métricas móviles más significativas y menos puramente digitales. En general, las firmas vinculadas al retail explotarán sus recursos móviles. 

Otro de los aspectos que tomará fuerza en estos doce meses es la visión de la privacidad de los datos móviles. Este factor pasará a convertirse en un diferenciador estratégico para establecer la confianza, con lo que se debe apostar por la transparencia frente al almacenamiento oculto de datos y la personalización de la privacidad. 

En relación a elementos clásicos del sector móvil, desde Forrester se destaca que las plataformas de aplicaciones continuarán obteniendo tracción, mientras que las interfaces móviles ganarán en racionalización. En una perspectiva más social, los dispositivos móviles serán un habilitador clave del compromiso, con nuevas aplicaciones y funcionalidades de accesibilidad y planteamientos medioambientales. 

Sobre las plataformas de reproducción de contenido, por la parte del audiovisual se experimentará cierta fatiga que llevará a la reformulación de los modelos de suscripción. En audio, con el auge de los podcasts —mayormente escuchados por vía de los dispositivos móviles—, irrumpirán nuevos formatos de publicidad. 

Aunque aún es pronto para hablar de la popularización de la búsqueda visual, Husson prevé que se producirá la introducción de esta modalidad, junto con las recomendaciones visuales, en determinadas marcas seleccionadas, relacionadas con la moda y la decoración del hogar. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios