Actualidad | Noticias | 05 ABR 2001

Sólo un 3% de españoles ha comprado por Internet en el año 2000

Los últimos datos obtenidos por la AECE (Asociación Española de Comercio Electrónico) al elaborar su último estudio de comercio electrónico muestran que durante el año 2000 el B2C movió en España 34.000 millones de pesetas, lo que supone un incremento de un 284% del volumen de negocio de este sector respecto al año anterior. Sin embargo, los usuarios de Internet que se atrevieron a adquirir productos y/o servicios en la Red durante el mencionado ejercicio aún son escasos: un 12,7%, o lo que es lo mismo, un 3% de la población española en su totalidad (casi un millón de personas).
Esther Macías
A pesar del entusiasmo del propio Presidente de la AECE, Fernando Pardo, al presentar su último estudio sobre el B2C (comercio electrónico dirigido a consumidores finales), quien ha señalado que el crecimiento de éste en España durante en año 2000 ha sido “espectacular” llegando a superar las expectativas de la propia asociación, que preveía un volumen de negocio de 29.877 pesetas cuando finalmente ha sido de 34.000 millones de pesetas y lo que les hace pronosticar una cifra que ronda los 76.424 millones de pesetas para el año 2001, el sector del B2C en nuestro país continúa con un escaso número de compradores que utilizan la Red para adquirir productos o servicios. Claro que de estos compradores, un 65% han comprado dos o más veces durante este año. Además. El gasto medio del comprador español en Internet en el 2000 ha sido de 34.814 pesetas.

Los productos preferidos son, como ya es habitual, la música (24,8%), los libros (21%), las reservas de viaje (16,3%) y el software (9,9%). Asimismo, hay que resaltar a los artículos de electrónica (9,6%), la compra doméstica (8,7%) y el ocio (8,2%). Y las razones que alegan los compradores encuestados para haberse decidido a adquirir productos vía Web son, en primer lugar, la comodidad (37,8%), seguida del precio (21,5%) y el hecho de que Internet era el único medio disponible (16,2%). El 12,1% valoró también la rapidez, el 9,4% dice que lo hizo por probar y el 2,8% porque era el medio que más accesibilidad le proporcionaba.

Respecto a los sistemas de pago utilizados preferentemente por los usuarios estos han sido la tarjeta de crédito (55,2%), el contra-reembolso (40,9%) y la domiciliación bancaria (9,7%).

El grado de satisfacción de los ciberconsumidores con los artículos que adquieren es alto (88,5%) y los encuestados que no han comprado en Internet aseguran no haberlo hecho por falta de información (28,6%), por desconfianza del sistema de pago (25,5%) y porque consideran que la compra por Internet no ofrece ventajas (24,9%).

El estudio de la AECE también dedica un espacio a analizar la situación de las empresas nacionales y su posicionamiento ante el B2C. De sus resultados se extraen datos como que un 24% de empresas está presente en Internet, y que ésta tiene habitualmente el objetivo de hacer publicidad (61,1%), informar sobre sus productos (50,8%), captar clientes (22,4%) y sólo en último lugar vender. De hecho, sólo venden un 13,6% de las empresas españolas que cuentan con páginas web o lo que es lo mismo, 27.600 compañías, cuyos fines de ofertar productos online son ampliar el mercado (48,2%), innovar (29,2%) y dar servicio al cliente (22,9%).

En cuanto a las perspectivas de venta en Internet de las empresas que están presentes en el medio virtual, hay que destacar que un 47% de ellas han declarado que harán comercio electrónico durante el año 2001.

Durante la presentación del estudio estuvo presente Borja Adsuara, director para el desarrollo de la Sociedad de la Información y el Conocimiento del Ministerio de Ciencia y Tecnología (organismo colaborador en la elaboración de este informe), quien mostró una plena confianza en el B2C que aunque “aún está en pañales”, al igual que ocurrió con la telefonía móvil, acabará siendo utilizada por la gran parte de la población española. Asimismo, Adsuara recordó las iniciativas del Gobierno para impulsar el desarrollo del comercio electrónico como son el proyecto INFO XXI, que cuenta con un apartado para incentivar este comercio en las pymes, y otras iniciativas como ArtePyme (financiada con fondos europeos), el PROFIT y los proyectos PISTA de desarrollo de aplicaciones para servicios públicos y soluciones sectoriales como el fomento del B2C. Además, mencionó el actual anteproyecto de ley de comercio electrónico que se remitirá al Parlamento antes del verano y se incorporará a la legislación antes del 2002, una ley a la que acompañarán otras como la referente a la firma electrónica y a la regulación del dominio .es.

El próximo mes de junio la AECE presentará un estudio sobre el B2B en España.

www.aece.org
www.mcyt.es

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios