Actualidad | Noticias | 13 NOV 2000

Sólo las empresas capaces de mejorar sus funcionalidades sobrevivirán en el e-business, según Arthur Andersen

Tras sufrir un drástico receso, el comercio electrónico se enfrenta ahora a un proceso de consolidación con las nuevas formas B2B, que cuenta con 2.000 mercados digitales de los cuales unos 200-250 desaparecerán próximamente. Esta situación provocará la necesidad de alianzas de "supramercados", según considera Arthur Andersen.
Arantxa Asenjo
La consultora instalada en nuestro país considera que las próximas tendencias en los negocios serán la personalización y contenidos interactivos, en los que se producirá una "combinación de la venta racional y por impulso"; los marketplaces de 2ª generación y la Internet móvil, con la "unión de la información de la demanda y una cadena logística más integrada"; y finalmente, la conectividad y ubicuidad que "permitirán la interactuación entre todos los dispositivos", explica José Manuel Rey, socio responsable de e-Business a nivel nacional.
En opinión de la consultora, las herramientas clásicas utilizadas para valorar los negocios necesitan un nuevo enfoque. Así la curva de aprendizaje, que pone en relación el coste por unidad y la producción acumulada en el tiempo, ya no es válida, pues se necesita no tanto una estrategia de volúmenes como de innovación; "hay que tender a la perfección de lo que hago y hacerlo rápido", aclara Rey. Respecto al modelo PIMS, este socio de Arthur Andersen afirma que "en Internet, no hay que luchar tanto por retener una mayor cuota de mercado sino por ser mejor en un determinado nicho y actuar en red en ese espacio del mercado".
La supervivencia en Internet de los negocios electrónicos dependerá de la mejora de sus funcionalidades, pues sólo "sobrevivirán los competidores capaces de mantenerse por encima de la curva de complejidad", que depende de la tecnología, el aprendizaje, la gestión y las relaciones de negocio, según establece la consultora. "Hay que aprender a dar los pasos de manera diferente", recomienda Rey; unos pasos en los que la capacidad de aprendizaje y de innovación son cualidades estratégicas fundamentales.
Junto a estas características y las alianzas entre empresas, se producirá una "malla de negocios" , en la que no es aconsejable realizar acuerdos en exclusividad. De esta forma, se abre ante el usuario un abanico de oportunidades para el acceso a dicha malla, tales como portales horizontales o verticales, comunidades, agregadores, etc.
Ante este panorama, la estrategia de Arthur Andersen en el e-Business consistirá en "poner en valor las oportunidades y ventajas estratégicas de las organizaciones en la Nueva Economía". Todo ello, "con un renovado compromiso de ser verdaderos aliados de nuestros clientes en el camino que han de recorrer para lograr el éxito en la misma". Para lograr este objetivo, la consultora cuenta con diversos socios, entre ellos InterWorld, el último de los acuerdos firmados.

www.arthurandersen.com


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios