Actualidad | Noticias | 24 OCT 2005

Microsoft trata de incentivar la productividad de las empresas españolas

Impulsa es un plan orientado a ayudar a las empresas de cualquier tamaño a aumentar su productividad mediante el empleo de las TI. La inauguración del Centro EmO en Pozuelo de Alarcón (Madrid) escenificó el comienzo de esta iniciativa cuyas líneas de actuación se sitúan en los ámbitos de investigación, formación y financiación.
Sergio López García

Microsoft puso en marcha el pasado 21 de octubre un plan de acciones orientado a ayudar a las empresas de nuestro país a incrementar su competitividad y que recibe el nombre de Impulsa. El detonante de esta iniciativa, que incluye actuaciones a nivel académico, formativo y de ayuda a la financiación, fue la inauguración de EmO Center, un centro de demostraciones con los últimos avances tecnológicos que busca mostrar a los directivos de las grandes empresas cómo serán las herramientas de productividad en un horizonte de cinco a siete años.

El acto inaugural fue presidido por la Presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, y contó con la presencia de destacados directivos de varias empresas. En el acto, Rosa María García, consejera delegada de Microsoft, destacó como hecho negativo el que la economía española, siendo la novena del mundo, aparezca en el puesto vigésimo noveno en cuanto a productividad. “Impulsa busca aumentar la competitividad y la productividad de las empresas españolas mediante el uso eficiente de la tecnología de la información”, explicó la directiva de Microsoft, para quien formación y financiación son las claves para la implantación de la nueva economía en nuestro país.

La iniciativa Impulsa se articula en torno a diversas líneas de actuación. Desde el punto de vista académico y de análisis, el plan contempla la creación de un observatorio permanente que estudiará el papel de las TI como aceleradoras de la productividad y de la competitividad empresarial. Este Centro de Análisis publicará diversos estudios e informes a lo largo del año y promoverá el debate entre expertos.

También se llevarán a cabo una serie de programas formativos, a través de acuerdos con diferentes instituciones educativas y asociaciones empresariales, que van preferentemente dirigidos a las pymes. En esta misma línea formativa, pero orientado a empresas de mayor tamaño, está la “joya de la corona”, el centro EmO, que cuenta con una inversión de medio millón de euros y es el segundo de estas características en todo el mundo y el primero en Europa.

La infraestructura del EmO, situado en las oficinas de Microsoft en Pozuelo de Alarcón, cuenta con prototipos para la “Oficina del Futuro” y tecnologías como una sala interactiva formada por siete pantallas envolventes de 120 pulgadas de alta resolución, sistemas de videoconferencia integrados, sonido digital 7.1, una red Gigabit para servicios de voz/datos IP y proyección sin cables, y servidores de hasta 8 procesadores.

En cuanto a financiación, Impulsa incluye un programa que, en conjunción con la Unión Europea, facilitará y simplificará el acceso de las empresas a las ayudas y subvenciones procedentes de los fondos estructurales, especialmente a las pymes que no suelen disponer de un presupuesto específico para Tecnologías de la Información.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios