Actualidad | Noticias | 30 ABR 2010

Los operadores se muestran prudentes a la hora de adquirir frecuencias 4G

Alemania y Holanda ya han iniciado el reparto de frecuencias 4G y los resultados no han superado las expectativas de los analistas. Los operadores se han mostrado prudentes y sólo se ve interés por la frecuencia de 800 MHz.
Network World

La subasta de frecuencias realizada en Alemania y Holanda pone de relieve que los operadores no muestran un gran interés por la banda de frecuencias 4G, sobre todo en la de los 2,6 MHz. Las pujas no han alcanzado las cifras esperadas y sólo en los 800 MHz, los operadores se han mostrado más activos, aunque prudentes. 
Los analistas preveían que las pujas no iban a alcanzar los niveles de 3G, pero no esperaban que fueran tan bajas. La incierta situación económica y las inversiones que los operadores han tenido que realizar en sus infraestructuras para actualizarse a 3G hace que la adquisición de frecuencias 4G parezca no ser crucial.

En Alemania, los cuatro protagonistas que han acudido a la puja han sido T-Mobile, Vodafone, O2 y E-Plus y las ofertas se han concentrado en la banda de los 800 MHz con unas pujas que han oscilado entre los 252,6 millones y 286,7 millones de euros.

Cuando se realizó la subasta por 3G, las pujas alcanzaron los 50,5 millones de euros y los analistas esperaban que las pujas en 4G alcanzaran los cinco o seis mi millones de euros e incluso algunos auguraban que podrían llegar a los ocho mil millones de euros. Sin embargo, la realidad es que actualmente las pujas no se han posicionado ni tan siquiera en los dos mil millones de euros, aunque esto aún no es definitivo.

Por su parte, en Holanda el reparto de frecuencias en la banda de los 2,6 GHz se ha realizado entre cinco operadores (KPN, T-Mobile, Vodafone, el consorcio Ziggo y UPC, y Tele2) por un importe total de 2,6 millones de euros. Hace diez años, las frecuencias de 3G se vendieron por tres mil millones de euros y los analistas esperaban que las pujas para 4G superarán estos resultados.

El reparto en Holanda se ha realizado en 38 lotes de 5 MHz, lo que supone un total de 190 MHz y el gobierno ha implantado una limitación de 55 MHz a cada uno. De esta forma, KPN y Vodafone han adquirido 20 MHz cada uno, T-Móvil 10 MHz, y Ziggo-UPC y Tele2 40 MHz cada uno; mientras que 60 MHz han quedado sin comprador. 



Noticias relacionadas:

- Alemania comienza la subasta de frecuencias móviles 

- Industria reordena la distribución del espacio radioeléctrico

- El Gobierno da el dividendo digital a los servicios móviles

- Los operadores a favor del mercado secundario para el nuevo espectro 

- Aprobado el nuevo Cuadro Nacional de Atribución de Frecuencias



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios