Actualidad | Noticias | 18 SEP 2007

Las empresas no están preparadas para evitar la fuga de información

Un estudio realizado por Check Point revela que casi la mitad de los trabajadores comienzan sus nuevos empleos utilizando información confidencial procedente de su puesto de trabajo anterior.
Comunicaciones World
Este estudio de Check Point muestra que casi la mitad de los trabajadores se llevan consigo información y datos útiles de su empresa cuando se cambian de empleo, y las empresas no tiene las suficientes medidas de seguridad como para prevenir esta fuga de información.

El 85% de empleados encuestados admitieron que podrían descargarse fácilmente información confidencial para utilizarla en sus próximos trabajos, a pesar de que el 74% de estas compañías poseen una política que específicamente prohíbe al personal sacar información fuera de la oficina.

Analizando los resultados por países, los empleados nórdicos resultaron ser los “mas seguros”, ya que aunque declararon que podrían descargar datos de su empresa actual, apenas el 32% se decidiría a utilizar esta información como ventaja competitiva en su siguiente trabajo.

El medio preferido para llevarse esta información a casa son los dispositivos USB. El 33% almacena datos del trabajo en los sistemas USB frente al 14% que lo hace en un portátil. Las llaves USB son difíciles de controlar porque son pequeñas y pasan inadvertidas, aunque también son mucho más fáciles de perder.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios