Networking | Artículos | 01 MAY 2010

Redes "verdes"

La reciente puesta en marcha de la iniciativa Earth (Energy Aware Radio and Network Technologies) para reducir un 50% las emisiones de CO2 de las redes 4G durante los próximos dos años es el último gran movimiento de la industria de telecomunicaciones hacia una mayor eficiencia energética. Poco antes, otro grupo de compañías del sector, a iniciativa de los Bell Labs, se unía en el consorcio Green Touch con el objetivo de multiplicar por mil la eficiencia energética de las redes de comunicaciones e Internet actuales. Ambos proyectos son sólo una muestra del creciente interés del sector por el movimiento Green ITC, que ha acabado por extender su ámbito desde el centro de datos, donde nació como un medio para reducir costes, a las redes privadas y públicas formando la tendencia que ya se conoce como “redes verdes”.
No hay que olvidar esfuerzos como el liderado por GSMA Association, que en 2008 lanzó el programa Green Power for Mobile para desplegar estaciones base renovables y que prepara para 2012 el lanzamiento de Universal Charging Solution, un cargador universal que permitirá reducir a la mitad el consumo de energía de los terminales en standby y la eliminación potencial de hasta 51.000 toneladas de C02. Ni los trabajos del IEEE por sacar adelante el estándar conocido como Energy-Efficient Ethernet, que aborda la eficiencia energética en las redes de empresa. Tampoco son despreciables los avances de la industria en integración fotónica, que en sus nuevas generaciones promete hasta un consumo un 80% menor que el de los sistemas ópticos tradicionales. La propia generalización de la fibra tendrá consecuencias positivas, puesto que, según el FTTH Council Europe, permitirá coseguir en el continente reducciones acumuladas de más de un millón de toneladas de CO2 por millón de abonados durante los próximos 30 años. Son muchas además las compañías de redes y comunicaciones que internamente están dirigiendo sus inversiones en innovación a Green ITC.
Todos estos esfuerzos se justifican por la contundencia con que algunos datos -más catastróficos que catastrofistas, aunque alguno haya- constatan la insostenibilidad del actual proceso evolutivo de las comunicaciones. Según Greenpeace, la electricidad consumida por los centros de datos mundiales y las redes de telecomunicaciones se triplicará hasta 2020. Si el tráfico de Internet continúa creciendo al ritmo actual –entre el 50 y el 100% anualmente– durante los próximos 10 años, las redes ópticas de larga distancia mundiales requerirán 3,3 Gigavatios de electricidad en 2018, el consumo equivalente a siete plantas de energía de tamaño medio. De acuerdo con los cálculos de The Climate Group, las emisiones de los dispositivos de telecomunicaciones se habrán triplicado en 2020 hasta alcanzar los 51 millones de toneladas de dióxido de carbono partiendo de los 18 millones correspondientes a 2002. En ese periodo, las emisiones generadas por las infraestructuras de telecomunicaciones se habrán duplicado, pasando de 133 a 299 millones de toneladas.
La posibilidad de que tales vaticinios se cumplan justifican el modo en que las compañías del sector están reaccionando ante el problema, poniendo -a diferencia de otras ocasiones en que han impuesto su modelo evolutivo en menoscabo muchas veces de los intereses de sus clientes- las urgencias de su negocio en línea con las necesidades de la sociedad. Una actitud que se hace a sí misma el marketing como iniciativa de responsabilidad social y que además ayuda a todos –y al propio sector– a reducir costes, añadiendo nuevos objetivos al modelo de evolución de la tecnología. Como afirmaba Jong Kim, presidente de los laboratorios Bell Labs, en la presentación de Earth, “estamos siendo testigos de un cambio fundamental en la forma de concebir las TIC, desde el objetivo de optimizar las redes para alcanzar su máxima capacidad al de optimizarlas para conseguir una mayor eficiencia energética”.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información