Mundo profesional | Artículos | 01 OCT 2010

La mejorable levedad del CIO

La literatura del sector es rica en paradojas, aparentemente al menos. Suele pasar cuando su objeto es la pura tecnología. Que una solución TI, fabricante o suministrador determinados, por ejemplo, aporten evidentes ventajas funcionales y/o económicas sobre sus competidores sin llegar nunca a conseguir el apoyo definitivo en compras que le permita desbancar al líder consolidado en su segmento es el pan de cada día ante una demanda mayoritariamente conservadora y timorata. Pero también abundan las contradicciones cuando la descripción o el análisis se centra en el entorno estrictamente profesional y de negocio.
“Los departamentos de TI necesitan reinventarse a sí mismos como un recurso creativo que desempeñe un papel esencial en el negocio”, ha defendido Derek Gannon, COO de Guardian Media Group, en su intervención en el CIO Summit celebrado en Londres el mes pasado. ¿Quién se atreve hoy a negar tal evidencia, tan repetida en los últimos años que parece uno de esos principios que por masivamente asumidos caen ya en la perogrullada? El departamento TI ha de crear ideas, productos y servicios para sus consumidores, y, dice Gannon, debe dejar de centrarse en el recorte de gastos para encontrar formas en que la tecnología contribuya a incrementar los ingresos. ¿Algo que objetar? Seguro que no. ¿Seguro que no?
En la cuarta conferencia europea de Penteo, celebrada en Copenhague también el pasado septiembre, se dio a conocer un estudio que concluye que el ¡75%! de los directivos de negocio no consideran las TI estratégicas para sus compañías y que dos de cada tres no creen que aporten ventajas competitivas. Tal cual. La triste consecuencia es que el 60% de los CIO entrevistados consideran que están perdiendo influencia en la organización, alejándose de los comités de dirección justo en momentos tan críticos como los actuales. ¿Tanto daño ha hecho la recesión a la nueva concepción del papel del CIO y del departamento de TI en las organizaciones? Parece que sí. Según el estudio, en el que se entrevistaron a más de 60 CIO y más de 20 máximos ejecutivos de empresas españolas y francesas, lo que realmente se valora de la actuación de los CIO durante la crisis es su contribución a la reducción de costes y la mejora de la eficiencia gracias al uso de las TI. Es decir, justo lo que se espera de su papel tradicional y justo lo contrario de lo que los expertos llevan años considerando como el nuevo papel del CIO y las TI como motor de innovación y de valor en las empresas para crear y reforzar las relaciones con el cliente, mejorar los productos y optimizar la operativa, creando estrategias de crecimiento. Tan asumido comenzaban a tener esto las empresas que cada vez había más CIO procedentes de la parte del negocio ante la necesidad de transformación de las organizaciones. La ausencia de formación técnica previa se suplía con su experiencia en la gestión.
Dando el justo valor a las conclusiones del estudio de Penteo, quizá excesivamente mediatizadas por el clima económico y de cambio que vivimos, es como si todos esos ya casi cansinos lemas con los que se ha venido educando a las empresas sobre el nuevo rol de las TI y los CIO hubieran dejado de tener sentido. Justo cuando más lo tienen. ¿Alineación de las TI con el negocio e innovación como ventaja competitiva o sólo reducción de costes y soluciones genéricas y estándar? Está claro que el grupo pionero de organizaciones que ha sabido liderar las nuevas tendencias TI seguirá adoptando los nuevos enfoques, a pesar de que las dificultades financieras y económicas puedan mermar el calado de algunos proyectos. Pero, si como vaticinan los expertos, estamos a media hora de una nueva recesión, o al menos de un largo periodo de lentos y tímidos crecimientos, en la mayoría de las compañías, mucho más tradicionales, todo podría ir a peor.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información