Mundo profesional | Artículos | 16 SEP 2012

¿Es suficiente el respaldo informático sin un lugar de trabajo alternativo?

Network World

Muchos de los desafortunados sucesos de las últimas décadas han constituido un camino de aprendizaje empresarial –por la senda más difícil– que ha desembocado en un nuevo objetivo para las empresas: la resiliencia empresarial.

Los riesgos a los que se enfrentan las empresas son variados y, sobre todo, cambiantes. Así, hemos presenciado sucesos que poco tiempo antes era difícil de imaginar que afectaran a las empresas –como los atentados terroristas en ciudades importantes, los huracanes y tsunamis o, por citar un desastre local que todos recordamos, el incendio del edificio Windsor en Madrid– y que poco después han sido fuente de aprendizaje para sobrevivir a un desastre y salir reforzados de la situación. Como consecuencia, en los últimos años hemos visto crecer la preocupación por la recuperación y protección de las TIC; algo lógico en la era de la tecnología, pero claramente insuficiente.

Las contingencias importantes suelen afectar tanto a la tecnología y a la información como a las infraestructuras y
puestos de trabajo (también a las personas, aunque solo sea vía estrés). Sin embargo, la mayoría de los directivos españoles –quizás por falta de madurez empresarial– no ponen al mismo nivel la recuperación de los puestos de trabajo (un lugar alternativo desde el que poder trabajar) ni planes suficientemente amplios de apoyo a los empleados, por citar solo dos ejemplos.

Respaldo informáticoSe trata de un error grave, ya que aun estando disponibles los recursos informáticos y la información, si no se dispone de un lugar alternativo desde el que trabajar ni unos empleados “en plena forma” que puedan desarrollar sus tareas, de poco o nada servirá el respaldo informático en una situación de contingencia.

La historia lo confirma: tras el atentando del World Trade Center de 1993 hubo posibilidad de recuperar algunas cosas, como cintas, soportes informáticos, documentación, etc., pero los puestos de trabajo no eran utilizables; y en las Torres Gemelas y en el Windsor todo quedó destruido y las consecuencias fueron distintas para quienes tenían centros de respaldo IT y de puestos de trabajo y quienes no los tenían.

De esta forma, cuando hablamos de contingencias graves, los daños a sistemas informáticos y a puestos de trabajo suelen ir bastante de la mano, bien sea por concurrencia simultánea o por compensación de los de un tipo con otro. Sin embargo, tenemos la errónea percepción de que hay más desastres informáticos que de otro tipo, quizás porque los siniestros informáticos se promocionan mucho más, incluso cuando son menores.

Por lo tanto, conviene tener en cuenta que un buen Plan de Contingencia y Recuperación de Desastres no puede obviar ni lo relativo a recursos humanos ni a la recuperación puestos de trabajo, ya que pueden dejar sin efecto todos los esfuerzos y gastos en informática, además de poner en verdadero peligro la supervivencia de la empresa. Por improbable que nos pueda parecer, las contingencias que afectan tanto a TIC como a puestos de trabajo se producen más frecuentemente de lo que pensamos.

Todavía hay una razón más para explicar la escasa preocupación por el lugar de trabajo alternativo, y es que se cree que el respaldo de puestos de trabajo es caro. Si dejamos a un lado el factor subjetivo que toda valoración de precio lleva consigo, actualmente existen multitud de opciones para distintas necesidades y tipos de empresa. La clave está en saber definir bien cuáles son las actividades de la empresa verdaderamente críticas.

El outsourcing del servicio de recuperación de puestos de trabajo es, en general, la solución más aconsejable. Un buen proveedor dispondrá de un amplio abanico de soluciones flexibles, con una excelente relación calidad-precio y con la ventaja añadida de que permite a las empresas seguir volcando sus esfuerzos en lo verdaderamente importante, su negocio; con la tranquilidad añadida de que el respaldo de puestos de trabajo está en manos de profesionales expertos en gestión de espacios de trabajo.

Ana Liébana

Directora de Planes de Contingencia de Negocenter Business Center

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información