Mundo profesional | Noticias | 16 FEB 2015

Cómo evitar ciertas prácticas catastróficas para las empresas

A menudo, las empresas cometen errores con la falsa creencia de que están llevando a cabo las mejores prácticas cuando, en realidad, tales maneras de proceder son cualquier cosa menos buenas.
3M oficinas
Marga Verdú

Con demasiada frecuencia, las empresas repiten ciertos errores garrafales en el momento de implementar iniciativas estratégicas, en los que éstas suelen caer con frecuencia con la falsa creencia de que constituyen la mejor opción.

 

Uno de ellos tiene que ver con la integración entre compañías, donde una empresa se estrella contra otra forzando a la firma más débil a aceptar las reglas y procedimientos de la más fuerte, destruyendo de este modo cualquier atisbo de valor que hubiese podido tener. Las razones son obvias desde el momento en el que los directivos de la empresa compradora se sitúan en una esfera de poder poniendo en tensión a los ejecutivos que han sido “adquiridos”.

 

Evitar hacer el trabajo duro. Suele ser habitual que, a la hora de realizar una tarea de elevada complejidad en la que han de realizarse un número de tareas críticas, se identifiquen ciertos aspectos como prácticamente imposibles de llevar a cabo. Pese a ello, algunas empresas inician los procesos complejos asumiendo su incapacidad a la hora de abordar las tareas que no quieren o no pueden asumir, con el convencimiento de que todavía pueden salir airosos y tener éxito.

 

Otro error común en el que caen muchas compañías es no asumir lo aprendido en el pasado. Aprender del pasado puede ser escalofriante pero proporciona una manera económica de aprender en un nuevo área que si tiramos del procedimiento “prueba-error”. Otra práctica equivocada que se repite con demasiada frecuencia es mantener al equipo de marketing alejado del departamento de desarrollo.  Un tipo de equivocación muy arraigada en las empresas de desarrollo de TI, desde el momento en el que un producto se realiza sin tener en consideración para quién se crea y, a la hora de lanzarlo al mercado, se exige al departamento de marketing que desarrolle demanda para él.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información