Movilidad | Noticias | 26 AGO 2016

Huawei quiere liderar el mercado global de smartphones en cinco años

El proveedor chino de teléfonos inteligentes mantiene intacto su propósito de convertirse en el principal proveedor global de smartphones en el plazo de cinco años, a pesar del complicado y competitivo entorno económico mundial. ABI Research examina su trayectoria y sus planes.
huawei P9 lite 6
Redacción NetworkWorld

ABI Research muestra en un reciente informe la impresionante evolución interanual en ventas del gigante chino, a pesar de seguir muy centrado en su mercado doméstico. Su idea es convertirse en una marca global de electrónica, con fuerte presencia en EE.UU. y en los mercados de Europa Occidental, pero corre el riesgo de ser víctima de las mismas situaciones difíciles que atraviesan sus principales competidores.

"Por volumen, Huawei es el tercer mayor proveedor mundial de smartphones y está tratando de ampliar su alcance, con la fabricación de sus propios chipsets y el desarrollo de un sistema operativo móvil, basado en Android", señala David McQueen, director de investigación de ABI Research. "Puede tener éxito en cuanto a los chips, pero muchos otros competidores también han intentado en vano desarrollar sistemas operativos similares. Va a ser difícil para Huawei lograr este objetivo, aunque mejore su marca y aumente su volumen", concluye.

ABI Research cree que Huawei tiene actualmente un equilibrio adecuado entre dispositivos rentables para mercados de gama baja y estándares altos de creatividad, moda e innovación en sus líneas de gama alta. Esto, junto a la caída de marcas como BlackBerry, HTC, Sony y Microsoft Lumia, puede ser el mejor impulso a sus intereses.

Y la creación de sus propios conjuntos de chips para varios de sus modelos puede ayudar a que continúe su trayectoria ascendente. Con ello, Huawei evitaría la necesidad de contar con chipsets de otros proveedores, como Qualcomm, y podría controlar mejor sus costes.

Sin embargo, aunque resulta noble su intención de crear un sistema operativo móvil propio, Huawei no es la única. Antes lo hicieron Samsung y otros, que fracasaron con estrépito. Pero, Huawei no tiene por qué cometer la misma equivocación y puede proporcionar un ecosistema viable, que no sólo se centre en el volumen de ventas sino también en suscribir acuerdos con terceros y, al mismo tiempo, ofrecer una gama de dispositivos que permita ser modificado por sus clientes.

"Huawei probablemente cree que ha alcanzado una masa crítica aceptable en términos de ventas, y ahora tiene los medios para crear su propio ecosistema", recalca McQueen. "Sin embargo, tendrá que mejorar mucho en alcance global para que esta aspiración tenga éxito. Y la historia nos muestra lo difícil que es crear un nuevo ecosistema, independientemente del tamaño y fuerza de la marca", concluye el experto.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información