Colaboración | Noticias | 06 JUN 2016

Bruselas quiere fomentar la economía colaborativa

Las orientaciones presentadas por la Comisión están dirigidas unificar las diferentes legislaciones existentes entre los países miembros de la UE y promover que consumidores, empresas y autoridades públicas participen en la economía colaborativa.
Bruselas quiere fomentar la economía colaborativa
Toñi Herrero Alcántara

La Comisión Europea ha presentado una agenda europea para garantizar el desarrollo equilibrado de la economía colaborativa. La CE ha tenido en cuenta que este modelo de negocio está experimentando un rápido crecimiento y que por lo tanto puede ser una buena contribución al crecimiento del empleo en la Unión Europea si se desarrolla y fomenta de forma responsable.

Para abordar el establecimiento de estos negocios basados en la economía colaborativa, los diferentes países europeos están adoptando una serie de medidas reglamentarias diferentes en cada caso. Un enfoque fragmentado que para la CE genera incertidumbre entre los operadores tradicionales, los nuevos proveedores de servicios y los consumidores y que, por lo tanto, puede obstaculizar la innovación, la creación de empleo y el crecimiento.

 “Una economía europea competitiva requiere innovación, ya sea en el sector de los productos o en el de los servicios. El próximo unicornio europeo podría derivar de la economía colaborativa. Nuestro papel es fomentar un entorno reglamentario que permita el desarrollo de los nuevos modelos de negocio, y, al mismo tiempo, proteja a los consumidores y garantice una fiscalidad justa y unas condiciones de trabajo equitativas”, explicó Jyrki Katainen, vicepresidente de la Comisión y responsable de Fomento del Empleo, Crecimiento, Inversión y Competitividad.

En concreto, la Agenda Europea para la economía colaborativa, ofrece una serie de orientaciones sobre cómo debería aplicarse la legislación vigente de la UE al sector de la economía colaborativa. Las orientaciones pretenden dar respuesta a preguntas como: Qué tipo de requisitos de acceso al mercado pueden fijarse, quién es responsable en caso de que surjan problemas,  cuándo existe una relación de empleo o qué fiscalidad debe aplicarse.

“Si logramos que se desarrolle de forma adecuada, la economía colaborativa puede constituir una oportunidad para los consumidores, los emprendedores y las empresas. Pero si permitimos que nuestro mercado único se fragmente en función de pautas nacionales, o incluso locales, Europa corre el riesgo de perder el control. Hoy proporcionamos orientaciones jurídicas para las autoridades públicas y los operadores del mercado dirigidas al desarrollo equilibrado y sostenible de estos nuevos modelos de negocio. Invitamos a los Estados miembros a que revisen sus normativas a la luz de estas orientaciones y estamos dispuestos a apoyarles en este proceso”, aseguró la comisaria Elzbieta Bieńkowska, responsable de Mercado Interior, Industria, Emprendimiento y Pymes.

La presentación de la Agenda invita a los estados miembros a revisar y en caso necesario a modificar  su legislación vigente teniendo en cuenta las orientaciones propuestas. Por su parte, la Comisión se encargará de supervisar el entorno cambiante  reglamentario y la evolución económica y empresarial. Además, se ocupará de revisar la evolución de los precios y la calidad de los servicios para detectar los problemas que pueda ocasionar la divergencia entre las legislaciones o las lagunas reglamentarias.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información