Cloud Computing | Noticias | 20 NOV 2016

5 pasos para tener éxito al migrar las comunicaciones unificadas a la nube

La gestión proactiva del rendimiento es en realidad más importante que nunca en el mundo moderno de la nube.
Nubes_cloud
John Dunne

Las comunicaciones unificadas están empezando a moverse a la nube. Una encuesta reciente de BroadSoft predice que la penetración en el mercado de cloud se multiplicará por seis en los próximos cuatro años, pasando del 7% actual al 41% del total global de las comunicaciones unificadas en 2020.

Según Gartner, "el mercado UC-as-a-Service está pasando de la fase de 'early adoption' la 'early mainstream' para instalarse en las empresas. Y sin embargo, muchos equipos de TI siguen preocupados por los riesgos de la transición a la nube y preocupados por mantener la calidad de la experiencia de UC.

Esto es comprensible ya que cuando se migra una solución de comunicaciones unificadas a la nube, no sólo tiene que preocuparse por el rendimiento de su propia red interna, también por la red del proveedor de servicios de Internet yde la Internet pública que se encuentra entre la empresa y el servicio de comunicaciones del proveedor de cloud. Es bastante difícil controlar el rendimiento de la red interna, garantizando el rendimiento del ISP y de la Internet pública.

Por esta razón, migrar las CU a la nube es un reto mayor que mover otras funciones. Si se ha migrado el almacenamiento de datos a la nube y hay que esperar 30 segundos más para que un documento se descargue, no es el fin del mundo. Pero ¿qué pasa si durante una conferencia con un cliente importante y la red falla? Esto podría tener un coste económico.

A continuación, se indican cinco pasos para garantizar el éxito cuando decida migrar las CU a la nube:

* Adoptar un enfoque híbrido. Pasar a la nube no es una propuesta de todo o nada. Muchas organizaciones adoptan un enfoque híbrido, migran algunos sistemas, mientras que continúa ejecutando otros en las instalaciones. Esto funciona para las comunicaciones unificadas. Puede ser ideal para algunas funciones moverse a la nube de inmediato, mientras que otras funciones, como el contact center, dejarlo en las instalaciones propias.

Las soluciones híbridas se aprovechan de la infraestructura local en la que ya han invertido y lo combinan con los servicios en la nube. Gartner señala que "la integración de las comunicaciones unificadas locales con servicios híbridos en la nube desempeñan un papel cada vez más importante".

Antes de decidir qué migrar a la nube, onviene preguntarse si la conexión a Internet actual puede manejar el aumento de ancho de banda o la capacidad necesaria para las aplicaciones en la nube. Como mínimo, asegurarse que existe una conexión fiable con suficiente ancho de banda y nivel de servicio para cumplir con los requisitos de datos de la empresa.

* Evaluar y probar. Es crucial hacerlo con los entornos propios antes, durante y después de la migración. aración y la calidad. En primer lugar, evaluar el rendimiento actual y crear un punto de referencia para saber lo que necesita para mantener una experiencia de calidad. Y hacer la prueba muchas veces simultáneamente utilizando diferentes modalidades-audio, vídeo y contenido compartido para ver dónde están los fallos.

Además, se debe probar pensando en el tamaño de la compañía y el número de empleados en el futuro, así como aplicaciones del futuro, como la videoconferencia de escritorio, que podría no estar utilizando ahora mismo.

Y no hay que olvidar realizar las pruebas todos los días. Las redes son seres vivos que cambian continuamente. Las redes, incluso las redes simples, son estructuras que crecen con el tiempo; Más dispositivos, más almacenamiento, más potencia y más reglas administrativas. Eso significa que la prueba continua es una necesidad absoluta.

Evitar la trampa d la prueba piloto. Es común realizar un piloto con, digamos, 500 usuarios para ver cómo va. Esto está bien y el piloto puede ser un éxito completo. ¿Pero qué sucede cuando entra en funcionamiento y se agregan otros 5.000 usuarios? Como mínimo, hay que asegurar que el proveedor de servicios dispone de los niveles adecuados de ancho de banda para tener en cuenta a todos los usuarios potenciales.

* Supervisar de forma proactiva la calidad y el rendimiento. Cuando se supervisa de forma proactiva la calidad y el rendimiento de conferencias y llamadas, se pueden solucionar y aislar problemas de que la experiencia del usuario se vea afectada significativamente. En un entorno de nube híbrida, en particular, hay muchos equipos de vendedores distintos.

Esto significa que debe ser capaz de tomar datos de varias fuentes y unirlos para obtener una imagen completa de lo que está sucediendo. La gestión proactiva del rendimiento es en realidad más importante que nunca en el mundo moderno de la nube, al conocer los problemas potenciales de inmediato e incluso antes de que sucedan se asegura mantener una fuerza de trabajo eficiente y una experiencia positiva del usuario

* Crear una estrategia a largo plazo, de la gestión de la experiencia del usuario y del rendimiento que soporte un amplio conjunto de proveedores. La mayoría de las organizaciones no están en una única plataforma de comunicaciones unificadas, sino que están en plataformas dispares de muchos proveedores. Por eso hace falta una solución holística de gestión de la experiencia de comunicaciones que pueda acomodar las diversas tecnologías de los proveedores, especialmente cuando se cambie de una plataforma a otra.

La evolución es inevitable y la nube es el lugar donde muchas organizaciones se dirigen. 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información