Casos de éxito | Noticias | 21 JUL 2014

Los ascensores de ThyssenKrupp se integran en el Internet de las Cosas

ThyssenKrupp Elevator conectará sus ascensores al Internet de las Cosas para optimizar su mantenimiento con mayores niveles de fiabilidad y seguridad.
Thyssen
ThyssenKrupp Elevator
Network World

ThyssenKrupp Elevator ha apostado por el potencial del Internet de las Cosas y la conexión de todos sus ascensores a la nube. De esta manera, la compañía  recibirá en tiempo real y a través de la red todos los datos de los sensores y sistemas instalados en sus ascensores.

 

"Queríamos ir más allá del mantenimiento preventivo que realiza la industria en la actualidad para ofrecer predicciones e incluso adelantarnos a posibles averías o problemas futuros, porque consideramos que así garantizaremos un incremento en la funcionalidad, actividad y el tiempo de vida de nuestros ascensores”, explica Andreas Schierenbeck, CEO de ThyssenKrupp Elevator.

 

ThyssenKrupp Elevator realiza el mantenimiento de más de 1,1 millones de ascensores en todo el mundo, incluidos algunos en los más emblemáticos edificios del planeta, como el One World Trade Center de Nueva York. Por ello, en esta nueva era la compañía está apostando por la creación de una conexión de activos inteligentes en su línea de negocio, con sistemas de monitorización que aumentan la eficiencia de sus ascensores.

 

Para lograrlo, los ascensores de la compañía estarán conectados a las plataformas del Internet de las Cosas Microsoft Azure Intelligent Systems Service y Azure Machine Learning. De esta manera, CGI dotará de una solución que conectará y recogerá toda la información emitida por los miles de sensores y sistemas de los ascensores que controlan: desde la temperatura del motor a la alineación del eje, la velocidad de la cabina y el funcionamiento de la puerta, y con los ordenadores y los dispositivos móviles utilizados por sus operarios y técnicos, a través de la nube y de Microsoft Azure Intelligent Systems Service.

 

Ahora, en lugar de reaccionar ante una alarma de fallo, los técnicos pueden utilizar los datos en tiempo real para definir una reparación necesaria, incluso antes de que ocurra un problema. Además, gracias a un flujo bidireccional de datos, los técnicos pueden colocar de forma remota un ascensor en el modo de diagnóstico, o enviarlo a otro piso, por lo que se reducen los traslados y se consigue una mayor eficiencia y una reducción de costes.

 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información