| Artículos | 01 MAY 2002

Redes metropolitanas: nuevos modelos de negocio

Fernando Pardo y Susana del Pozo.
Desde hace tiempo las redes metropolitanas están siendo objeto de una serie de cambios producidos en su mayor parte por la necesidad de multiplicar el ancho de banda disponible como medio para implementar nuevos servicios diferenciadores. Un conjunto de nuevas tecnologías están posibilitando que estos cambios se estén acelerando, fomentando la aparición de nuevos modelos de negocio.

Mientras que en los entornos LAN y WAN se ha producido durante los últimos años una auténtica revolución en cuanto a tecnologías y capacidad soportada, el entorno MAN se sigue sustentando principalmente sobre redes TDM tradicionales como medio para proveer servicios mixtos de voz y datos. Sin embargo, ahora comienza a cambiar también la situación de las redes metropolitanas gracias a la aparición de nuevas tecnologías que permiten obtener una mayor capacidad y la aparición de nuevos servicios que demandan cada vez más ancho de banda. Y, sobre estas bases tecnológicas, se están generando a su vez nuevos modelos de negocio.

INFRAESTRUCTURA
Hoy por hoy, el dominio de las redes públicas MAN/WAN pertenece a tecnologías basadas en TDM del tipo SDH/SONET, muy efectivas con el trafico de voz pero poco eficientes en el manejo de datos. Pero la aparición de DWDM (Dense WaveLength Division Multiplexing) o CWDM (Coarse WDM) permite solucionar el complejo problema de la congestión en el entorno metropolitano, mientras que otras tecnologías completan parte del puzzle aportando soluciones adecuadas para entornos específicos. Así, RPR (Resilient Packet Ring) permite proporcionar servicios IP sobre una infraestructura de anillos ópticos con las ventajas tradicionales en cuanto al tiempo de reconstrucción de dichos anillos y gestión de ancho de banda de las redes SDH/SONET. Y DTM (Dynamic Synchronous Transfer Mode), basado en conmutación de circuitos, proporciona mayor granularidad en la asignación de canales, asimetría de los mismos y libertad de topología.
Por otra parte, aunque Ethernet se ha convertido prácticamente en un monopolio en la LAN, las nuevas generaciones de esta tecnología, como 10 Gigabit Ethernet, proporcionan el ancho de banda necesario para implementar ‘cores’ metropolitanos multiservicio. De esta manera, los operadores pueden reducir significativamente la complejidad de las arquitecturas de las redes “metro” obteniendo además un coste de implantación mucho menor.

ACCESO, SERVICIOS Y APLICACIONES
En cuanto a los accesos, también está surgiendo toda una nueva generación de tecnologías que están llevando la banda ancha hasta las instalaciones de los usuarios. Sin embargo, para capturar nuevas cuotas de mercado y mantener las actuales los operadores deben ser capaces de proporcionar estos anchos de banda de la forma más adecuada a las necesidades específicas de sus clientes potenciales: tan diferentes son los usuarios entre sí como los tipos de servicios por los que están dispuestos a pagar. No son las mismas las expectativas ni las necesidades de una gran corporación, de una PYME o de un teletrabajador.
Afortunadamente, las diversas tecnologías de acceso hoy disponibles, como Ethernet, cable, xDSL, LRE o wireless, permiten implementar servicios diferenciados de banda ancha en función del tipo de cliente considerado. Este acercamiento del ancho de banda al cliente final posibilita la aparición sobre el terreno de una serie de servicios, algunos de ellos ampliamente desarrollados, otros todavía en sus inicios.
Las empresas han estado construyendo complejas y robustas redes WAN para su uso intensivo como intranets y como conexión con terceros o colaboradores. En este momento, servicios de conexión del tipo Ethernet LAN-to-LAN permiten simplificar la arquitectura de red implantada, así como incrementar el ancho de banda disponible reduciendo el coste por Mbps.
Por otra parte, los operadores, gracias a MPLS (Multi-Protocol Label Switching), pueden reducir sus costes manteniendo los requerimientos de seguridad, conectividad y garantías de QoS sobre redes escalables y flexibles. Esta tecnología no solo crea una red más eficiente sino que permite a los operadores proporcionar servicios de acceso remoto, intranet, extranet y conexión a Internet. Las grandes corporaciones pueden por lo tanto construir su red interconectando oficinas remotas, clientes y colaboradores; los teletrabajadores pueden acceder a la intranet corporativa vía xDSL, RDSI o RTC.

INICIATIVAS INNOVADORAS
Todas estas nuevas posibilidades están propiciando la aparición de nuevos modelos de negocio como los MSP (Management Service Providers), a caballo entre la gestión de redes y sistemas y el concepto de ASP convencional, y los más conocidos HSP (Hosting Service Providers). Igualmente, están emergiendo los SSP (Storage Service Providers) con el objetivo de cubrir la demanda creciente de servicios flexibles y de bajo coste de almacenamiento, back-up y disaster-recovery. Las infraestructuras basadas en DWDM permiten explotar este tipo de negocios de manera eficaz al emplear múltiples longitudes de ondas para transmitir señales por una única fibra maximizando su utilización y permitiendo la rápida provisión de servicios.
Un ejemplo de empresa que está en este momento ofreciendo servicios innovadores en el ámbito metropolitano es FastWeb. Opera en las principales ciudades de Italia suministrando servicios de conectividad Ethernet a 10/100/1000 Mbps a medida del cliente. Para el segmento residencial, ofrece servicios de VoIP, difusión de TV y vídeo bajo demanda, mientras que para los clientes corporativos proporciona servicios de almacenamiento, backup de información, televigilancia, VPNs y videoconferencia.
Tele2 ha enfocado parte de su negocio en Suecia en la oferta de servicios de transporte de vídeo digital sin compresión desde los centros de producción de TV hasta los puntos de distribución. Para ello, utiliza la tecnología DTM, que permite asegurar el ancho de banda asignado sin experimentar jitter con independencia de la carga de la red.
En China, Hangzhou Netcom opera la red metropolitana más amplia del país. Su red soportará 1,5 millones de usuarios con conexiones Ethernet a 10 Mbps que pueden contratar servicios de conexión Internet de alta velocidad, e-learning, vídeo bajo demanda y juegos interactivos. El operador ha optado en este caso por la tecnología RPR, que optimiza los anillos ópticos, incrementa el ancho de banda y reduce la latencia manteniendo los mismos niveles de disponibilidad y fiabilidad propios de SDH/SONET.
Por otra parte, el desarrollo de nuevas tecnologías como SIP (Session Initiation Protocol) va a impulsar la aparición de nuevos modelos de negocio. SIP es un protocolo para la gestión de sesiones multimedia diseñado con las características de escalabilidad y fiabilidad que los operadores necesitan. Su adopción permite la implementación de nuevos servicios mediante interfaces de programación estándar, que no sólo reducen la complejidad de los desarrollos y mejoran el time-to-market de los nuevos servicios, sino que, junto con la posibilidad de independizar las redes de transporte de voz o vídeo y de señalización SIP, abren la puerta a la provisión de servicios por parte de terceros, creando nuevos modelos de negocio.
La tecnología sigue evolucionando constantemente y muy probablemente surgirán alternativas y modelos de negocios difíciles de imaginar a día de hoy. Lo que sí parece

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información