| Artículos | 01 MAY 2001

"Optaremos por la modalidad de bucle compartido, la voz es difícil de rentabilizar"

Mikel Lekaroz, director de desarrollo de negocio de Easynet
Marta Cabanillas.
El ISP europeo Easynet apuesta claramente por la oferta de servicios de datos con alto valor añadido al cliente empresarial. Dentro de su plan de negocio, xDSL resulta clave por su capilaridad y fiabilidad. Los centros de “colocación” son otro de sus ejes estratégicos.

Los servicios de datos susceptibles de ser acompañados por un alto valor añadido son la base de la oferta del ISP Easynet, exclusivamente dirigido a empresas. Lleva en nuestro país desde marzo de 2000 y actualmente cuenta con una licencia tipo C1 para prestar servicios a nivel nacional sin infraestructura propia. “Ahora, nuestro principal objetivo es acceder al bucle local, una vez que la lista de centrales haya sido facilitada por Telefónica. Está claro que hasta que no esté disponible la información detallada sobre las centrales locales del operador dominante y los clientes a ellas conectados no solicitaremos el acceso a ninguna de ellas. Como nuestra estrategia se dirige exclusivamente a empresas, tenemos que saber en cuáles existe una mayor concentración de ellas”.
En España, Easynet, creada en Londres en 1994, cuenta con unos 150 clientes, principalmente pymes, pero también grandes empresas como Black Box, New-Link o Alderán Consultores, entre otras.
El interés de Easynet en el bucle local de Telefónica viene motivado por su clara apuesta por ADSL, un servicio que ofrece en los ocho países europeos donde tiene presencia –Gran Bretaña, Francia, Alemania, Bélgica, Holanda, España, Italia y Suiza–, lo que la convierte en el proveedor con un mayor despliegue geográfico de esta tecnología, según Lekaroz. “DSL ofrece banda ancha con una capilaridad inigualable y, además, su despliegue en estrella la convierte en una tecnología altamente fiable. Cada cliente depende de un enlace directo y dedicado”.

ADSL funciona. Respecto a las quejas relativas al funcionamiento de ADSL en nuestro país, apunta claramente a Telefónica como responsable. La mayoría de los pequeños ISP, argumenta Lekaroz, no tienen red IP propia, por lo que en realidad compran a Telefónica Data un paquete formado por ADSL y servicio IP. “Se trata de una cadena de dos eslabones y la calidad total será siempre la del peor de ellos. La red IP de Telefónica es lamentable. Sin embargo, nosotros disponemos de nuestra propia red IP y proporcionamos el 100% de la capacidad configurada por el operador dominante en los puertos de los DSLAM (Digital Subscriber Line Access Multiplexer). Se han configurado tres modalidades: 256/128 Kbps, 128 Kbps/512 Kbps y 300Kbps/2Mbps. Además, con un ratio de 10 a 1, lo que significa que sólo te garantizan el 10%. No tendría sentido para ella ofrecer acceso de mayor capacidad, teniendo en cuenta que no se podría aprovechar debido a la baja capacidad de su red IP”.
Este problema, no obstante, quedará resuelto cuando los operadores puedan instalar sus DSLAM en las centrales de Telefónica a raíz de la apertura del bucle, explica Lekaroz. “Colocaremos nuestros equipos con la capacidad que deseemos. En las pruebas realizadas en Francia y Gran Bretaña hemos conseguido velocidades de hasta 8 Mbps en la descarga con ADSL”.
De cualquier modo, la firma tiene claro que optará por la modalidad de bucle compartido, dejando el servicio de voz a Telefónica o a algún otro operador de telefonía, “porque resulta mucho más difícil de rentabilizar. En Gran Bretaña se ha conseguido que el precio del bucle para el operador dominante sea cero, aunque BT pretendía cobrar en torno a las 1800 pesetas”. El argumento para ello resulta contundente. En el caso del bucle compartido, si el proveedor de voz es Telefónica, cobraría una doble cuota por el alquiler del bucle, una al cliente final y otra al proveedor de datos.

Flexibilidad y servicios personalizados. El catálogo de Easynet –que ha recibido por tercer año consecutivo el reconocimiento como mejor ISP de empresa europeo de la asociación ISPA– incluye alojamiento, desarrollo Web, servicios de seguridad y VPN, además de acceso a Internet a diversas velocidades. “Somos el mayor ISP independiente de Europa, no formamos parte de ninguna gran operadora de telecomunicaciones y eso nos da una flexibilidad y una rapidez de respuesta de la que no pueden hacer gala los grandes grupos”. Esta es una de las ventajas con las que la firma cuenta, según su director general, para competir en mercados como el de la colocación o centros de alojamiento en Internet, en el que los operadores tradicionales vienen mostrando desde hace tiempo su interés. El mayor de los centros de este tipo de la compañía se encuentra ubicado en Londres, con 8.000 metros cuadrados de superficie; el centro de alojamiento de Madrid, de unos 100 metros cuadrados, está en proceso de ampliación.
“Nuestra principal ventaja es el servicio que suministramos al cliente. Venimos de abajo y partimos con una tradición de relación directa con él, ofrecemos servicios muy personalizados. Empresas como KPN, Telia, Telefónica cuentan con una tradición de monopolio. Su estrategia tradicional se basa en la voz, que, debido a los pequeños márgenes de beneficios que proporciona, ha de contar necesariamente con grandes cantidades de clientes, con lo cual la relación personal es nula. Basta llamar a Telefónica Servicios de Empresa para comprobarlo. Lo primero que hacen es pedirte el CIF, preguntarte el nombre de tu comercial y la razón por la que deseas hablar con él. No creo que eso pueda considerarse un servicio ni muy directo, ni muy personalizado”.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información