| Artículos | 01 SEP 2002

Nuevas normas de preselección de operador

El Consejo de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) ha aprobado una nueva Circular sobre preselección o preasignación de operador telefónico en la que se revisa la anterior, dictada hace ahora un año, y se proponen nuevas medidas para avanzar en las condiciones de competencia.
Entre las novedades que recoge la nueva norma destaca la ampliación del ámbito de la selección de operador, a partir del 1 de marzo de 2003, a las llamadas a servicios de inteligencia de red (con la excepción de los números gratuitos 900), numeración personal y servicios de radiobúsqueda, y asimismo a las llamadas generales por servicios suplementarios (como, por ejemplo, los desvíos, llamadas a tres, devolución de la última llamada, llamada sin marcar).
De esta forma los abonados de Telefónica de España podrán seleccionar el operador que deseen para cursar dichas llamadas, como ya les es posible actualmente en las llamadas metropolitanas, de larga distancia y fijo-móvil.
Por otra parte, de acuerdo con el texto de la Circular, el operador de acceso no podrá realizar prácticas de recuperación de abonado en el plazo de cuatro meses (en la actualidad son dos meses) contados desde la fecha de activación de la solicitud de preselección, ni podrá realizar en ningún momento prácticas denigratorias de los servicios provistos por el operador preseleccionado. El texto mantiene la exigencia del consentimiento escrito del abonado para poder iniciar el proceso de cambio de operador por preselección.
Se establece, además, un mecanismo para impedir la alta tasa de rechazos que se producía en las solicitudes de preselección por falta de correspondencia en el DNI o el CIF. Igualmente, se incorpora un procedimiento de validación en el supuesto de inhabilitaciones solicitadas al operador de acceso, se avanza en la orientación a costes de las contraprestaciones económicas que recibe el operador de acceso y se regula un mecanismo de intercambio de solicitudes de preselección.
En opinión de la CMT, estas medidas –que ya han recibido las críticas de Telefónica– suponen un avance en la promoción de la competencia ya que aumentan las posibilidades de elección de operador de los usuarios, además de ampliar la oferta de servicios que los operadores con derecho a ser seleccionados pueden presentar a los clientes. A principios de julio de 2002 en España estaban registradas un total de 1.651.409 preselecciones, de las cuales 425.769 eran de larga distancia más fijo-móvil y 1.225.640 eran globales (incluidas las metropolitanas).

www.cmt.es

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información