| Artículos | 01 FEB 2002

Neo y Sky Point se fusionan

Comienza el baile en LMDS
Dos de los seis operadores que en marzo de 1999 consiguieron licencias para operar redes fijas de acceso inalámbrico de banda ancha basadas en tecnología LMDS han decidido unir sus fuerzas. Neo (Abranet en el momento de concesión de las autorizaciones) y Sky Point han solicitado al Ministerio de Ciencia y Tecnología y a la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) el visto bueno para fusionarse.
Ambas operan en el mismo mercado, pero no dejan de ser complementarias, dado que mientras que Neo consiguió una licencia LMDS para operar en la banda de 3,5 GHz, Sky Point podía construir su red basándose en tecnología de 26 GHz. Ambas soportan todo tipo de servicios, pero mientras que esta última proporciona una mayor capacidad por central, aquella ofrece un mayor alcance y más bajo coste, lo que constituye un beneficio a tener en cuenta en determinadas zonas geográficas; por ejemplo, donde exista una menor densidad de usuarios.
LMDS constituye sin lugar a dudas un mercado prometedor, dado que ofrece una alternativa de rápido despliegue en la parte más codiciada y de más difícil acceso de la red de telecomunicaciones: el bucle local. Pero, pese a ello, parece que al igual que UMTS representa un claro ejemplo de mercado sobredimensionado. Esta circunstancia, unida a la crisis por que atraviesa el sector de las telecomunicaciones está llevando a que también el resto de los grupos adjudicatarios de licencias de acceso fijo vía radio –Firstmark, Broadnet, Banda 26 y Basa (antes Aló 2000)– se encuentren sondeando potenciales formas de colaboración o unión para hacer frente a la inversión que supondrá el despliegue de una red con cobertura nacional, así como para rentabilizar dicha inversión, especialmente teniendo en cuenta la actual laconía del mercado.

Iberdrola, el socio que cierra el círculo. La unión de las redes de Neo y Sky Point arrojará una cifra de estaciones base superior a la centena, que podrá dar cobertura al 80% de las empresas de las 35 ciudades donde cuentan con presencia. Así pues, la fusión podría estar sirviendo de caldo de cultivo para el nacimiento de una potente empresa de telecomunicaciones en España, no ya sólo por sus activos red de acceso, sino por la infraestructura de tránsito que aportará Iberdrola, socio de referencia de la recién nacida y propietaria del 67% de Neo.
La eléctrica cuenta con una red de fibra óptica de 9.500 kilómetros de cable, y está dispuesta a dejar en manos de la nueva empresa la comercialización de su capacidad de transmisión, aunque se reservará la explotación de la licencia C1 relativa a la venta de capacidad de fibra oscura (sin el servicio proporcionado por la electrónica de red). De esta forma, la red de acceso, ya de por sí enriquecida por la unión de los recursos de las dos operadoras LMDS quedará integrada a través de una infraestructura cableada con cobertura nacional ya instalada.
En cuanto a la estrategia de negocio conjunta de Neo y Sky Point, además de la comercialización de servicios a otros operadores, estará orientada a la oferta de soluciones para empresas. No obstante, contempla la expansión del negocio, más adelante, también al segmento residencial.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información