| Artículos | 01 ABR 1998

Más rápido que ADSL

Very High Rate Digital Subscriber Line (VDSL)

La mayoría de las compañías telefónicas de todo el mundo están tomando la determinación de utilizar sus actuales (y convencionales) bucles de abonado basados en par trenzado como parte de sus futuras redes de acceso de banda ancha. Pese a sus ventajas a la hora de difundir tanto tráficos digitales como analógicos, las soluciones híbridas de cobre y fibra HFC (Hybrid Fiber Coax) son insuficientes cuando se han de transportar de manera simultánea telefonía de voz, vídeo interactivo y comunicaciones de datos a alta velocidad. Asimismo, la opción de llevar la fibra hasta el hogar, apoyada en tecnología FTTH, todavía resulta prohibitivamente cara.

Una atractiva alternativa, que, de hecho, en poco tiempo comenzará a estar disponible en el mercado consiste en una combinación de cables de fibra hasta las Optical Network Units (ONU) vecinas, y de cobre ya existente o de nueva instalación en los últimos tramos de la conexión. Esta topología, que podemos denominar Fiber to the Neighborhood (FTTN), abarca Fiber to the Curb (FTTC) y Fiber to the Basement (FTTB).

Una de las tecnologías que permiten FTTN es Very High Rate Digital Subscriber Line (VDSL). En pocas palabras, VDSL transmite datos a alta velocidad sobre tramos cortos de líneas telefónicas de par trenzado de cobre, con una gama de velocidades que varían en función de la longitud real de la línea. La máxima velocidad alcanzable en dirección al usuario (downstream) oscila entre los 51 y los 55 Mbps sobre líneas de hasta 300 metros. También se están considerando velocidades de 13 Mbps en distancias de más de 1500 metros.

Las velocidades desde el usuario (upstream) en los modelos tempranos serán asimétricas, como en el caso de ADSL, que ofrece la posibilidad de enviar datos a una velocidad de entre 1,6 y 2,3 Mbps. Ambos canales de datos estarán separados, en lo que a frecuencia se refiere, de las bandas utilizadas para los servicios públicos de telefonía convencionales y RDSI, lo que permitirá a los proveedores de servicios superponer VDSL sobre sus servicios actuales.


Las promesas
En la actualidad, cinco organismos de estandarización han empezado a trabajar ya sobre VDSL: el grupo T1/E1.4 de ANSI, ETSI, DAVIC, ATM Forum y ADSL Forum. Y, pese a que esta tecnología aún no ha logrado el nivel de definición de ADSL, sí ha avanzado lo suficiente como para poder identificar sus objetivos. En lo que se refiere a las velocidades hacia el usuario, las que VDSL ofrece se derivan de los submúltiplos de la velocidad de Sonet y SDH de 155,52 Mbps: 51,84 Mbps, 25,92 Mbps y 12,96 Mbps. Cada tasa de transmisión de datos se corresponde con un determinado alcance. Así, la franja comprendida entre los 12,96 y los 13,8 Mbps corresponden a distancias de 1500 metros, mientras que las que oscilan entre 25,92 y 27,6 Mbps y las que lo hacen entre los 51,84 y los 55,2 Mbps sólo son posibles cuando las distancias no superan los 1000 y 300 metros respectivamente.

Las velocidades desde el usuario, actualmente objeto de discusión, corresponden a uno de los tres siguientes grupos: de 1,6 a 2,3 Mbps; 19,2 Mbps; y similar a la correspondiente hacia el usuario.

Las primeras versiones de VDSL incorporarán con casi total certeza las velocidades asimétricas más bajas. Las configuraciones simétricas y las que proporcionan más altas velocidades hacia el usuario sólo serán posibles para líneas muy cortas.

Al igual que ADSL, VDSL debe ser capaz de transmitir vídeo comprimido, una señal en tiempo real poco apta para los esquemas de retransmisión de error utilizados en las comunicaciones de datos. Para lograr tasas de error compatibles con el vídeo comprimido, VDSL habrá de incorporar Forward Error Correction (FEC) con el suficiente intercalado para corregir todos los errores creados por la aparición de ruidos impulsivos de una especificada duración.

Los datos hacia el usuario serán difundidos a cada equipo de usuario final o transmitidos a un hub separado lógicamente desde donde se distribuyen a los usuarios finales mediante multiplexación TDM (Time Division Multiplexing). La multiplexación en el sentido del usuario a la red constituye un problema algo más complejo. Los sistemas que utilizan una NT (Network Termination) pasiva han de insertar los datos en un medio compartido, ya sea mediante alguna variante TDMA (Time Division Multiple Access) de FDM (Frecuency Division Multiplexing).

Las unidades VDSL pueden operar a varias velocidades ?preferiblemente a todas? con reconocimiento automático de un nuevo dispositivo conectado a una línea o un cambio en la velocidad. Los interfaces de red pasivos han de disponer de inserción ?en caliente?, de modo que una nueva unidad VDSL pueda ser conectada a la línea sin interferir el funcionamiento de los otros módems.


atgrafaccesD122-001.gif (23828 bytes)

Principios tecnológicos
VDSL se asemejará mucho a ADSL, aunque ésta, al afrontar alcances dinámicos de mayor longitud, constituye una tecnología considerablemente más compleja. VDSL ha de ofrecer una alternativa más baja tanto en lo que se refiere a costes como en lo relativo a potencia, y las unidades de usuario quizá hayan de implementar un control de acceso al medio en el nivel físico para multiplexar los datos en el sentido de salida.

Si las unidades VDSL de los usuarios comprenden la NT (NT activa), todos los medios de multiplexación de los canales de datos o celdas upstream de más de un equipo de usuario en una sóla corriente de salida pasa a ser parte del último tramo de red que llega a los usuarios. La unidad VDSL simplemente presenta corrientes de datos en bruto en ambas direcciones. Una topología de este tipo podría ser una estrella que conecte cada equipo de usuario a un hub, integrado en la unidad VDSL local, que realice las funciones de conmutación o multiplexación.

En una configuración de NT pasiva, cada equipo de usuario ha de tener asociada una unidad VDSL. Este modelo no excluye conceptualmente la posibilidad de múltiples equipos de usuario por cada VDSL, pero, entonces, la cuestión de NT pasivas o activas se convierte en un asunto de propiedad, no de topología de cableado ni de estrategias de multiplexación. En este caso, los canales upstream de cada equipo de usuario deben compartir un hilo común.


VDSL y ADSL

A pesar de que VDSL alcanza

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información