| Artículos | 01 MAY 2006

La persona como eje del cambio

En la nueva empresa, el talento humano se convierte en el activo más preciado. Por ello, Espacios Inteligentes desarrolla una solución a la medida de cada trabajador basada en la consultoría de perfiles, prestando especial atención al factor humano en la gestión del cambio.

Nos encontramos en los albores de la era del conocimiento, una era que convierte el talento humano, la creatividad y la innovación en los valores diferenciales de las organizaciones; sólo triunfarán aquellas que sepan convertirlos en ventajas competitivas, sacando el máximo provecho de las personas que las integran.
Consecuente con los nuevos tiempos, la solución Espacios Inteligentes coloca a las personas en su centro de gravedad. Y lo hace, en primer lugar, analizando detenidamente las necesidades específicas de cada trabajador para configurar una solución que se adapte con precisión a sus necesidades espaciales y tecnológicas. “La propuesta de Telefónica Empresas y Aguirre Newman está orientada al trabajador y personalizada no sólo para cada tipo de empresa, sino también para los diferentes perfiles de usuarios que desarrollen en ella sus actividades”, subraya Alejandro Maroto Moreno, consultor gerente de Outsourcing del Puesto de Trabajo de Telefónica Empresas.
Cubriendo con precisión las necesidades de espacio y tecnología de cada empleado, se maximiza su productividad y satisfacción, obteniendo además otras múltiples ventajas. Según Gartner Group, mediante la precisa adaptación de los recursos TIC a las necesidades específicas de cada usuario, también pueden conseguirse ahorros de costes de entre un 10 y un 15%. Ahorros que, sin duda, aumentarán de manera significativa si a ello se añade una eficiencia similar en la gestión del espacio asociado a las diversas tipologías de empleados.

Según quién y dónde
Para determinar las necesidades de cada trabajador, Espacios Inteligentes aplica una metodología basada en la consultoría de perfiles, que, en el ámbito tecnológico, se apoya en la probada solución de Outsourcing Extremo a Extremo hasta el Puesto de Trabajo (OPT) de Telefónica Empresas. Realizando un exhaustivo análisis de los procesos de negocio de la empresa cliente y de las tareas desempeñadas por sus miembros, se identifican los diversos perfiles de usuarios existentes, tomando como criterios una serie de variables clave; en concreto, sus requerimientos de movilidad, comunicación, presencia, colaboración/interacción, acceso a la información y nivel de confidencialidad de la información a la que acceden, entre otros.
Sobre la base de este análisis, a cada uno de los perfiles, se le asigna unos requerimientos de espacio y tecnología. Por ejemplo, el comercial, presumiblemente, pasará la mayor parte de su jornada de trabajo fuera de la oficina, por lo general, en contacto directo con los clientes. Para optimizar su actuación, deberá poder acceder en remoto a la información comercial y de clientes, además de disponer de herramientas ofimáticas y de gestión del proceso comercial, con aplicaciones comerciales como catálogo, descuentos, historial del cliente, citas, etc. Por tanto, debería disponer de un puesto con PC fijo compartido dentro de la oficina y de una PDA sincronizable con él. Se le dotaría también de acceso remoto vía GPRS, UMTS o Wi-Fi. “De esta forma, podrá pasar más tiempo en las instalaciones de los clientes y tomar decisiones comerciales (como condiciones y precios) en tiempo real, acortando el ciclo de venta. Además, se reducirá el tiempo que en un entorno de trabajo tradicional se veía forzado a perder en desplazamientos. Como resultado, será más productivo en su auténtica misión: generar negocio”, argumenta Maroto Moreno.
En contraste, a un trabajador típico del área de operaciones le correspondería un puesto de trabajo fijo, sin posibilidad de compartición. Sí contaría con salas de proyecto y reunión, y dispondría de espacio de archivo departamental. En cuanto a recursos TIC se refiere, a este perfil le sería asignado un PC de sobremesa, conectividad LAN, telefonía fija IP y opción de softphone.

Generando compromiso
Pero Espacios Inteligentes no sólo coloca a las personas que integran la organización en su punto de mira para determinar las necesidades y la distribución de espacio y tecnología en cada proyecto. También lo hace al otorgar al factor humano un papel protagonista en su metodología de gestión del cambio global en la empresa. Según Rafael Basarte Albertos, director de Innovación en los Modelos de Negocio de Telefónica Empresas, “la transformación hacia los nuevos modelos de trabajo supondrá un cambio cultural que exigirá la demolición de muchos de los antiguos valores que han venido regulando las relaciones laborales durante décadas”.
Cuestiones como la evaluación por objetivos en lugar de por presencia, o el que un gran número de trabajadores hayan de renunciar a disponer de espacio “en propiedad” (dentro de la empresa) resultarán difíciles de asimilar por muchos individuos. Además, la familiarización con los nuevos hábitos de trabajo, e incluso con el uso de las nuevas tecnologías, exigirán, en ocasiones, procesos de aprendizaje específicamente diseñados para ello. “En consecuencia, es previsible que se produzcan reacciones naturales de resistencia al cambio. Por ello, dado que las personas y el talento se convierten en el activo más valioso de las empresas de la era del conocimiento, los cambios no pueden imponerse, sino que deberán realizarse contando con el compromiso de los miembros de la organización”.
Así, Espacios Inteligentes presta una especial atención al impacto que el cambio de la cultura laboral y el nuevo entorno de trabajo provoca sobre los trabajadores, así como a la gestión y resolución de los conflictos que puedan producirse. Para adelantarse a ellos, se aplica una cuidada estrategia de gestión proactiva del cambio con un uso intensivo de la comunicación y la formación mediante planes desarrollados por consultores especializados. Al mismo tiempo, persigue la identificación de fenómenos de resistencia para su resolución mediante la aplicación de las correspondientes acciones correctivas.
El propio Grupo Telefónica ha tenido ocasión de comprobar las ventajas de una adecuada gestión del cambio en el proyecto de consolidación de sus diversas sedes madrileñas en el complejo urbanístico Distrito C. Una experiencia que ha servido en gran parte como base para la definición y el diseño de la nueva oferta Espacios Inteligentes.


Por una gestión proactiva del cambio
----------------------------------------------------
Espacios Inteligentes trabaja en la gestión del cambio mediante una estrategia proactiva que se adelante a actitudes de resistencia a través de iniciativas que estimulen la motivación, compartiendo los objetivos, resultados y éxitos que vayan alcanzándose a lo largo del desarrollo del proyecto. También fomenta que la información sobre el proyecto fluya en todos los sentidos, estimulando la comunicación desde los responsables del proyecto hacia los empleados, y escuchando activamente todas las propuestas. Asimismo, presta especial atención a la formación de las personas en las nuevas herramientas

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información