| Artículos | 01 JUN 2004

La Fórmula Uno se sube a Wi-Fi

Encarna González.
Rendimiento, eficacia y velocidad son tres cualidades compartidas tanto por los sistemas Wi-Fi como por los auténticos Fórmula Uno. El equipo BMW Williams ha decidido unir ambos mundos mediante la tecnología de Hewlett-Packard.

La celebración del Gran Premio de España de Formula Uno en el Circuito de Cataluña de Montmeló, en Barcelona, ha permitido constatar, una vez más, la importancia de disponer de tecnología de última generación que permita sacar el máximo partido a los bólidos durante la carrera. Un claro ejemplo lo constituye el equipo BMW Williams F1 que, desde hace cuatro años, viene incorporando las últimas propuestas de HP en aras de conseguir el máximo rendimiento y eficacia de sus coches controlando todos sus detalles, desde su diseño hasta su funcionamiento en la pista y posterior análisis de la carrera. La base de esta apuesta radica en los productos y servicios que HP dispone para construir una red inalámbrica Wi-Fi con todos los requisitos necesarios para asegurar un rendimiento total en el asfalto.

Libertad de movimientos
El reto es grande. “Cada temporada participamos en más de 30 sesiones de prueba a nivel europeo y en 18 carreras GP en todo el mundo, por lo que debemos contar con altos niveles de rendimiento, seguridad y fiabilidad en el manejo de la información y la simplificación de las tareas, que es lo que nos aporta nuestra apuesta por las comunicaciones inalámbricas”, afirma Chris Taylor responsable de TI del equipo Williams F1.
El control total de hasta el más mínimo detalle requiere de una tecnología que proporcione capacidad para tomar decisiones rápidas y ajustes precisos en el coche. En este sentido, Wi-Fi no sólo ayuda a reducir y simplificar todo el proceso de despliegue y recogida de la infraestructura necesaria en cada desplazamiento, sino que también ofrece grandes posibilidades de movilidad. En concreto, Willians F1 dispone de una LAN inalámbrica con dos servidores HP ProLiant montados en rack y ubicados en el garaje del equipo. Esta LAN, que opera a 2,4 GHz con un ancho de banda de 11 Mbps, conecta la infraestructura TI, que comprende la línea de boxes, el garaje, el centro de datos móviles y los talleres.
La red cuenta con dos o tres puntos de acceso en el “motorhome”, dependiendo de la ubicación, y uno o dos donde se encuentran los ingenieros. También dispone de conexión por infrarrojos o microondas a la línea de boxes, donde hay monitores de pantalla plana. A través de microondas, los datos se transmiten de forma encriptada a 128 bits a una estación base ubicada en los camiones (centro de datos), se decodifican y se envían a uno de los servidores HP ProLiant, donde quedan disponibles para el análisis.
La tecnología inalámbrica de HP enlaza toda la infraestructura TI en el circuito, incluyendo el pit wall, el garaje, el centro de datos concentrado en un camión y los “motorhomes” de Williams F1. Para analizar en vivo los datos telemétricos relativos al mismo momento de la carrera, procedentes de los sensores instalados en el monoplaza, los ingenieros utilizan desde portátiles a Tablet PC, como el modelo T1000 o los iPAQ 5450 Pocket PC, equipos muy ligeros con grandes capacidades de conexión y almacenamiento.

Futuro en 11g
Como en cualquier red inalámbrica, la seguridad es fundamental. Para ello, HP ha dotado a esta red de una serie de firmwares y parches, tarjetas inteligentes, encriptado adicional de los datos y software cliente para redes privadas virtual (VPN). “Utilizamos encriptación de 128 bits, número personal de identificación y certificados de autenticación. Sin embargo, trabajamos para seguir mejorando la protección de nuestros datos”, apunta Taylor.
A pesar de las enormes ventajas y posibilidades que la red proporciona a este equipo de Formula Uno, ya se está estudiando la implementación de nuevas soluciones móviles y aplicaciones innovadoras. Como asegura Taylor, “seguiremos mejorando la seguridad, y optimizaremos muy especialmente el rendimiento de la red, para lo que ya estamos trabajando en la migración de 802.11 b a 11 Mbps a 802.11g, que nos permitirá pasar a 54 Mbps”.


Diseño, ingeniería y simulación
-------------------------------------------
La apuesta del equipo BMW Willian de Fórmula Uno por la tecnología de HP es básica y total. De hecho, para el diseño de los monoplazas se emplea un supercomputador AlphaServer Cluster SC40 sobre Linux, lo que permite sustituir las técnicas tradicionales de modelado por la capacidad para simular y probar en un entorno virtual. El fruto ha sido el nuevo modelo FW26, que optimiza la geometría respecto a modelos anteriores, mejorando así su rendimiento en la carrera. Además, el supercomputador de HP lleva a cabo las simulaciones numéricas que prueban el comportamiento aerodinámico del vehículo.
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios