| Artículos | 01 ABR 2005

CeBit 2005

La voz sobre IP y los móviles marcan tendencia
Aprendiendo del pasado, las firmas de TI y telecomunicaciones que acudieron a la última edición de CeBit se centraron en mostrar cosas reales que funcionan, en vez de, como en años anteriores, hablar de soluciones visionarias. Sin olvidar su carácter eminentemente profesional, en esta ocasión las soluciones para el mercado de consumo tuvieron un peso especial, con la telefonía móvil y la voz sobre IP como claros protagonistas. Los dispositivos híbridos multifunción marcaron tendencia.

La prensa y los expertos se repiten; CeBit también. Y en varias cuestiones. Aunque la edición de 2004 ya fue calificada como la de la recuperación, de nuevo en la correspondiente a este año analistas, visitantes y periodistas han vuelto a coincidir en idéntico diagnóstico. La salida de la crisis está siendo tan lenta y tan discreta que las cifras que resumen el ejercicio pasado y el presente casi coinciden, confirmando una discreta recuperación sostenida que impide, sin embargo, ver 2005 como un año de despegue radical. Los crecimientos de dos dígitos año a año se han ido quizá para siempre, y ahora el sector tiene que empezar a aprender a vivir con tasas como la del 3,5% correspondiente a 2004, según EITO (European Information Technology Observatory). O como la del 4,2% y 4,9% que la misma entidad estima para 2005 y 2006 respectivamente.
Lo cierto es que en CeBit se ha reflejado el optimismo con que las tecnologías de la información y las telecomunicaciones afrontan el futuro. Un optimismo que si las tasas de crecimiento deja en moderado, en lo que afecta al avance tecnológico de los últimos meses y su aceptación por empresas y consumidores se dispara. Y aquí es donde la edición del año pasado y la que acaba de finalizar vuelven a coincidir. Como en 2004, pero con otra vuelta de tuerca marcada por una tendencia hacia sistemas híbridos de todo tipo, los móviles multifunción, los sistemas inalámbricos, la electrónica de consumo y la voz sobre IP han vuelto a protagonizar la mayor feria tecnológica del continente. Otras áreas, como el equipamiento de telecomunicaciones para operadores, las redes corporativas, el almacenamiento o la seguridad, que incluso tuvo pabellón propio, también tuvieron su momento, pero de ninguna manera con igual trascendencia. Y en todas las grandes temáticas, un punto común: pese al carácter profesional de CeBit nunca antes la oferta mostrada en la feria estuvo tan dirigida al mercado de consumo.
Desde reproductores MP3 a mainframes, en CeBit se pudo ver de todo en la veintena de áreas temáticas en que se estructuró a lo largo de 306.000 metros cuadrados, 6.000 menos que en la edición anterior pero todavía con el gigantismo bestial que da fama a la convocatoria de Hannover. Ante medio millón de visitantes, alrededor de 6.300 expositores estuvieron presentes, de los que más de la mitad, concretamente el 52%, procedían de fuera de Alemania. La globalidad de CeBit quedó más de manifiesto que nunca, como señaló en la sesión de apertura el canciller alemán, Gerhard Shröeder, que, junto con el alcalde de Hannover, Herbert Schmalstieg, destacaron el valor de la edición de 2005 como la primera celebrada tras la ampliación a 25 miembros de la Unión Europea, así como la situación estratégica del país para beneficiarse de tal expansión.
Sin embargo, no fueron los nuevos miembros de la UE los que acudieron en masa a la feria, sino los países asiáticos, que apabullaron con su presencia, la mayor desde la primera edición de 1986. De hecho, Taiwan, con 677 expositores, sólo fue superada por la propia Alemania. China asistió con 330 y Corea del Sur con 202. Estados Unidos estuvo presente con 209 expositores. España acudió con 36 empresas, cifra un 10% superior a la de 2004 pero inferior a la de países como Rusia, Turquía, Austria o Rumanía.

Movilidad inteligente
Si de entre toda la oferta mostrada en la feria de Hannover hubiera que elegir un claro protagonista, la telefonía móvil volvería a ser, como en la edición anterior, el ganador. De los simples terminales GSM a los smartphones, de los nuevos modelos 3G a los más refinados híbridos preparados para recibir desde correo electrónico a TV, la cercanía de 3GSM World Congress, celebrada en Cannes el pasado febrero, no restó actualidad a las novedades de telefonía móvil allí presentadas. Cada vez menos delimitadas las fronteras entre los terminales para el mercado de consumo y los dirigidos al usuario profesional, poco a poco los nuevos teléfonos van incorporando más y más funciones.
¿Qué se pudo ver este año? Todo tipo de teléfonos inteligentes basados en una variedad de sistemas operativos. Mientras Microsoft Windows Mobile y Symbian compiten por hacerse con el mercado, Linux avanza lenta pero tenazmente. Incluso PalmSource, que ofrece un sistema operativo rival, ve en el sistema operativo de código abierto un gran futuro. La firma ha decidido basar el sistema operativo de su nuevo teléfono inteligente Cobalt en el kernel de Linux. Samsung, con similar eclepticismo, mostraba sus primer terminal basado en Windows Mobile para GSM, el SGH-I300, y sus dos primeros teléfonos inteligentes con Symbian OS, el SGH-D730 y el SGH-D720.
En cuanto a la carrera de los pixels, si los teléfonos con cámara anunciados en el CeBit de 2004 ofrecían alrededor de 1 megapixels, los expuestos en la última edición partían de 2 megas y los expertos ya hablan de alrededor de 5 megas en el próximo futuro. La música, igualmente, está llamando la atención de los fabricantes y son ya muchos los que están lanzando móviles con funciones de reproductor MP3.
También la nueva generación de híbridos que integran funciones celulares y de Wi-Fi tuvieron su momento, como las demostraciones de los sistemas HSDPA (High Speed Downlink Packet Access), que, como quedó patente en 3GSM World Congress, proporciona velocidades iniciales de entre 400 y 600 Kbps, con picos de 14,4 Mbps. Siemens, Ericsson y Lucent realizaron demostraciones de la nueva tecnología. Y casi como una película de ciencia ficción, NTT DoCoMo acercaba a los visitantes a CeBit las excelencias de la futura 4G, que, con velocidades de 50/100 Mbps, descenderá de los cielos a principios de 2009.
Volviendo al presente más rabioso, junto al móvil W800, el primero con prestaciones de Walkman, Sony Ericsson dejó ver una nueva familia de modems cuatribanda para comunicaciones GSM/GPRS, especialmente indicada para comunicaciones “máquina a máquina” (M2M), telemetría y aplicaciones para automóviles. Entre los nuevos productos presentados, destaca el módulo GS64, dirigido a aplicaciones como PDA, ordenadores portátiles, terminales punto de venta o cualquier otro terminal portátil y dispositivo alimentado con batería.
De las ofertas de Motorola y Nokia destacaron los terminales “push-to-talk”, que integran funciones de teléfono celular con las de walkie-talkie. Se trata de un tipo de servicios que, siguiendo el ejemplo de Nextel Communications en Estados Unidos, numerosos operadores de Europa y Asia están empezando a lanzar. Rizando el rizo, LG Electronics mostró su nuevo servicio PTV (push-to-view), que, como evolución de push-to-talk, permite a múltiples usuarios compartir vídeo en tiempo real.
Con tantos avances, ¿qué quedará fuera del alcance

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información