| Artículos | 01 JUN 2003

Bruselas investiga el concurso de telefonía rural

Más de Bruselas. En su labor de vigilancia e investigación, la Comisión Europea estará muy pendiente del proceso de adjudicación por parte de Telefónica del servicio de telefonía e Internet rural que sustituirá al sistema TRAC. La liebre la levantó la alemana Sphairon, que denunció al operador español ante Bruselas por considerarse ignorada en el proceso. La compañía, además, informó a las autoridades comunitarias de que sólo se han seleccionado los equipos de las firmas BCI y Alvarion, que supuestamente va a comercializar Amper, participada por Telefónica.
Y, manos a la obra, la Comisión se ha aprestado a advertir a España de que podría llegar a bloquear los 146 millones en fondos de la UE destinados a nuestro país para la sustitución del sistema TRAC si detecta en el proceso acciones que vayan contra la libre competencia. Se trata de una cifra lo suficientemente elevada como para poner en peligro, si la Comisión al final probase acciones anticompetitivas, la extensión del nuevo concepto de servicio universal (telefonía+Internet) a todo el territorio español.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información