Actualidad | Noticias | 07 MAR 2007

Trapeze se introduce en el mercado de servicios de localización sobre Wi-Fi

Fruto de un acuerdo OEM con Newbury, Trapeze acaba de anunciar un nuevo appliance para la localización de equipos 802.11. Con este dispositivo, el fabricante de soluciones para redes inalámbricas se introduce en un mercado de gran potencial a cuatro años vista y planta cara a Cisco, hasta ahora el único proveedor con una plataforma de estas características.
Arancha Asenjo
El LA-200 de Trapeze Networks integra el software de localización de Newbury para rastrear en tiempo real hasta 2.000 equipos inalámbricos, como portátiles, dispositivos de mano o etiquetas Wi-Fi. Para que esto sea posible, se emplea la técnica RSSI server-side pattern matching, según la cual, los puntos de acceso o sensores inalámbricos determinan los RSSI, indicadores de la potencia relativa de la señal inalámbrica, y envían los datos al LA-200, donde el software servidor crea una base de datos con los parámetros o “huellas” únicos de las diferentes localizaciones dentro de un recinto. Cuando un dispositivo Wi-Fi entra en el radio de cobertura del punto de acceso, el software servidor compara los datos de los clientes inalámbricos con los patrones de la base de datos y determina su posición. Trapeze asegura que esta técnica es más precisa que otros métodos de localización.

La tecnología de seguimiento de clientes inalámbricos sobre Wi-Fi tiene un fin similar al de RFID y GPS, “pero con mayores ventajas”, puntualizó Rich Schillbach, vicepresidente de ventas de Newbury Networks, durante una sesión con clientes celebrada de la mano de Trapeze en Madrid. “RFID no puede seguir el movimiento de un objeto hasta que no se le ha pasado el lector. Además, el sistema de localización en Wi-Fi utiliza la infraestructura inalámbrica ya desplegada”.

Sobre el posicionamiento de dispositivos 802.11 aportado por este tipo de soluciones, pueden desplegarse servicios como “enviar información a una PDA dependiendo del lugar donde se encuentre el usuario. Así, en un museo, un visitante con una PDA podría recibir en su dispositivo Wi-Fi toda la información relativa a la pieza que tiene frente a él según va cambiando de posición. Otra aplicación sería la autenticación por localización para gestionar el acceso a la red corporativa. También el sector salud está adoptando este tipo de soluciones. Un enfermo podría llevar una medalla con una etiqueta Wi-Fi; si le sucede algo, activaría la medalla y, gracias a la etiqueta Wi-Fi, se le podría localizar y prestar la atención necesaria”, explicó el responsable de Newbury.

Además de Newbury Networks, Trapeze está trabajando con otros proveedores de tecnología para servicios de localización, como PanGo, AeroScout y ekahau para desarrollar su ecosistema de localización inalámbrico.

Con este anuncio, Trapeze entra a actuar en un mercado hoy valorado en 20 millones de dólares y que pasará en menos de cuatro años a 1.600 millones, según Yankee Group. Hasta el momento, este segmento estaba ocupado únicamente por Cisco y su Wireless Location Appliance 2170. Trapeze afirma que su dispositivo rastrea clientes inalámbricos en un tiempo medio de búsqueda de 30 segundos, mientras el de Cisco lo hace en 5 minutos.

www.trapezenetworks.com

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información