Actualidad | Noticias | 03 OCT 2008

Los falsos antivirus incrementan los ataques de adware

El adware fue el tipo de malware que más creció durante el tercer trimestre del año. Esta amenaza pasó de representar el 22,40% del nuevo malware aparecido en el segundo trimestre, a suponer el 31,05% en el tercero. La razón principal, según señala el informe trimestral de PandaLabs, es el auge de los falsos antivirus cómo método para engañar a los usuarios e infectar ordenadores en busca de beneficio económico.
Comunicaciones World

Los falsos antivirus se caracterizan porque, una vez ejecutados, llevan a cabo un ficticio análisis del ordenador y muestra una serie de infecciones que, en realidad, no existen. Para poder desinfectarlas, es necesaria una versión de pago del antivirus. Si los usuarios lo adquieren, habrán pagado por eliminar unos ejemplares de malware que, en realidad, no tenían en su ordenador. El propósito de los ciberdelincuentes es, como en la mayoría de los casos, obtener beneficios económicos.


Pese al crecimiento del adware, el mayor número de ejemplares de malware aparecido durante el tercer trimestre, un 59,53%, fueron los troyanos. Los gusanos (4,53%) y el spyware (2,93%) fueron las otras amenazas más representativas.

En lo que se refiere al tipo de código malicioso que más ordenadores infectó, el adware se sitúa en cabeza suponiendo un 37,49% del total de infecciones registradas por PandaLabs, seguido de los troyanos con un 28,70% y los gusanos con un 11,56%.

En el los últimos meses se ha prodigado la aparición de un nuevo tipo de amenaza en el ámbito del spam, denominada NDR, un correo electrónico automático enviado por los sistemas de correo con la finalidad de informar al emisor sobre problemas en la entrega de sus mensajes. En su origen no se trata de spam sino de correos legítimos enviados normalmente por servidores de correo mal configurados. Los NDR son considerados correos solicitados, ya que, teóricamente, responden a un envío realizado por la víctima, por lo que las técnicas antispam utilizadas hasta ahora no son válidas en este tipo de mensajes. “Con esta técnica, los ciberdelincuentes buscan saltarse los filtros anti-spam, ya que es posible recibir correo basura de personas que se encuentran en la lista de contactos y cuyos envíos no suelen ser detenidos”, explica Luis Corrons, director técnico de PandaLabs.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información