Actualidad | Noticias | 11 FEB 2003

Internet, ¿un nuevo escenario para la guerra?

Los tambores de guerra han llegado a Internet. La Red se perfila como un nuevo campo de batalla de la previsible intervención militar norteamerica contra Irak. Los expertos anuncian que los ciberataques pueden convertirse en un arma más del conflicto ya que las estrategias militares de ambos bandos contemplarían la posiblidad de utilizar hackers para dañar las redes informáticas “enemigas”.
Ana Sierra

El potencial de Internet y de los ordenadores como herramientas para causas políticas no es desconocido y aumenta en tiempos de conflicto. La crisis de Irak no es una excepción y ya se han disparado todas las alarmas sobre la amenaza de ciberataques en caso de conflicto. Desde el 11 de septiembre, la Administración Norteamericana ha mostrado su preocupación sobre hipotéticos ataques terroristas que podrían causar un grave daño a sus sistemas informáticos.

Los ciberataques irían principalmente dirigidos a dañar la infraestructura pública del “enemigo”. Es decir, los sistemas informáticos que gestionan el suministro de agua, electricidad, gas o petróleo serían algunos de los objetivos clave. Asimismo, podrían ser utilizados para desactivar radares y armamento.

Aunque la capacidad iraquí para perpetrar ciberataques es incierta, el consejero de seguridad de la Casa Blanca, Richard Clarke, ha declarado que “es urgente prestar mayor atención a los potenciales agujeros de seguridad online ya que mientras existan vulnerabilidades en el ciberespacio y América tenga enemigos se pueden unir los dos factores para ocasionar un grave daño a la nación”.

Según un analista de la firma de seguridad IDEFENSE, Ken Durham, hay un conocido hacker que afirma haber creado muchos virus con los que amenaza atacar a Estados Unidos en caso de que definitivamente lidere una intervención militar contra Irak. Dicho hacker dice pertener a la organización terrorista Al Qaeda, pero las fuerzas de seguridad lo han desmentido y afirman que es un mero simpatizante. Durham, señala que mientras normalmente se atribuyen los ataques a países o grupos terroristas determinados, lo habitual es que sean perpetrados por hackers que bien son meros simpatizantes de una causa o bien aprovechan la coyuntura bélica para encontrar notoriedad.

Bush ordena ataques contra redes “enemigas”

Los ciberataques también pasarían a formar parte de la maquinaría bélica norteamericana en caso de guerra. Según ha publicado el diario estadounidense The Washington Post, el presidente de Esatados Unidos, George Bush habría firmado una directiva secreta el pasado mes de julio en la que ordena redactar las líneas maestras que guiarían una campaña de ataques cibernéticos contra redes informáticas “enemigas”.

El mismo periódico señala que las estrategias militares del Pentágono contemplan la posibilidad de recurrir al hacking para desactivar radares, instalaciones eléctricas y transtornar las comunicaciones telefónicas.

Internet: plataforma pacifista

La crisis de Irak no sólo ha desatado planes de ciberguerra. Muy al contrario, la Red también se ha convertido en una plataforma para aquellos que quieren mostrar su disconformidad contra la guerra. Distintas organizaciones y asociaciones pacifistas han usado la Red para recavar apoyo en contra de una intervención militar.

En España, Amnistía Internacional, Intermon Oxfam, Médicos sin Fronteras y GreenPeace han puesto en marcha la campaña de Internet “Ante la guerra actúa” para movilizar a la sociedad española contra la posible guerra contra Irak. Durante el primer día de funcionamiento, la web de la campaña www.contralaguerraactua.org recibió casi 30.000 correos en los que los internautas mostraban su postura contraria a la intervención al presidente del Gobierno José María Aznar.


Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información