Actualidad | Noticias | 22 AGO 2007

El 73% de los usuarios de dispositivos móviles no toma medidas de seguridad

Gran parte de los usuarios profesionales todavía no es consciente de los problemas de seguridad que acarrean los dispositivos móviles, según un estudio realizado por Cisco y la National Cyber Security Alliance (NCSA).
Arantxa G. Aguilera

Aunque cada vez más usuarios empresariales llevan portátiles y ordenadores de bolsillo, una gran parte de ellos ignora las amenazas de seguridad que implican estos dispositivos, o las políticas orientadas a protegerlos frente a un ataque o una pérdida de datos. El informe de Cisco y la NCSA cita una investigación de IDC que predice que casi el 70% de los trabajadores estadounidenses tendrán algún tipo de dispositivo móvil en 2009. También se hace referencia a un informe de Korn/Ferry según el cual el 81% de los ejecutivos a nivel mundial usa algún tipo de dispositivo móvil.

Basándose en estas cifras y en sus investigaciones, Cisco y NCSA afirman que todavía hace falta desarrollar una gran labor educativa para que los usuarios no tomen decisiones erróneas a la hora de proteger sus dispositivos móviles de ataques o pérdidas de datos. En el estudio, realizado a base de entrevistas a 700 profesionales que usan dispositivos móviles en Estados Unidos, Reino Unido, Alemania, China, India, Corea del Sur y Singapur, se desvela que un 73% de los encuestados admiten no tener en cuenta siempre la seguridad a la hora de usar sus dispositivos, y el 28% no seguir los procedimientos de seguridad recomendados. Cuando se les pregunta el motivo de esta actitud, afirman que se centran más en hacer el trabajo lo más rápidamente posible.

Entre las actuaciones más arriesgadas de estos trabajadores respecto a la seguridad de sus dispositivos se encuentra el acceso a puntos de acceso inalámbrico desconocidos, ya que casi un tercio de los encuestados admite haberlo hecho habitualmente. Los usuarios chinos fueron los más arriesgados, con un 54% accediendo normalmente a estos puntos Wi-Fi no seguros. Les siguen los alemanes (46%) y surcoreanos (44%).

La práctica de abrir mensajes o adjuntos de remitentes no verificados también es habitual, según el informe. El 44% admitieron haberlos abierto, y el origen del problema está en que el 76% dicen no poder diferenciar claramente si los mensajes son legítimos o no. Los expertos dicen que reeducar a los usuarios finales será clave para conseguir la percepción correcta del riesgo de seguridad móvil, porque los mayores problemas están en los procesos, no tanto en las amenazas tangibles.

Entre las claves para mejorar el uso de los dispositivos móviles, la NCSA cita adoptar contraseñas de acceso, usar programas antivirus, descargar los parches de seguridad recomendados y hacer copias de seguridad de los contenidos importantes de sus máquinas. Esta organización también aconseja a los usuarios encriptar los datos sensibles almacenados en los móviles y a las empresas disponer de un plan de respuesta para gestionar los incidentes con los dispositivos móviles.

A un mayor nivel, las empresas deberían tratar de aunar educación con protección tecnológica tanto para las redes como para los dispositivos.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información