Actualidad | Noticias | 16 MAR 2001

802.11e abre un nuevo horizonte hacia el estándar inalámbrico

La especificación IEEE 802.11e ofrece un estándar inalámbrico, que permite interoperar entre entornos públicos, de negocios y usuarios residenciales, con la capacidad añadida de resolver las necesidades de cada sector.
Comunicaciones World
A diferencia de otras iniciativas de conectividad sin hilos, ésta puede considerarse como uno de los primeros estándares inalámbricos que permite trabajar en entornos domésticos como empresariales. Esta especificación añade, respecto a los estándares 802.11b y 802.11a, las características QoS y de soporte multimedia a la vez que mantiene compatibilidad con ellos.

La QoS y las aplicaciones multimedia son críticas para aquellas redes domésticas donde la voz, el vídeo y el audio pertenecen al hábito comunicativo. QoS es un elemento esencial para aquellos operadores dirigidos al mercado residencial. Los proveedores de servicio de banda ancha son capaces de dar estos servicios incluidos el vídeo y audio bajo demanda, VoIP y acceso Internet de alta velocidad.

El documento que establece las directrices del QoS, aprobado el pasado mes de noviembre, muestra los primeros contactos sobre cómo será la especificación que aparecerá a finales de 2001.

Los criterios QoS proponen gestionar el tráfico para las aplicaciones que utilicen recursos multimedia. Este documento incluye la corrección de errores (FEC) que permite obtener mejoras en la robustez de la red y en la retransmisión selectiva de contenidos. Por otro lado, cubre las interfaces de adaptación de audio y vídeo con la finalidad de mejorar el control e integración en capas de aquellos mecanismos que se encarguen de gestionar redes de menor rango.

La robustez del canal en los sistemas inalámbricos es esencial para evitar el ruido, las interferencias y los efectos multidireccionales que disminuyen el rendimiento de procesamiento en las bandas de 2.4GHz y 5.xGHz, de tal forma que se mejora la capacidad de transmitir información y se reduce el tiempo de espera aumentando el ancho de banda para transmitir voz y vídeo.

Los esquemas propuestos en el documento incluyen FEC y la retransmisión selectiva. Estos mecanismos incluyen la capacidad de establecer políticas de corrección y acuse de recibo, de tal modo que los rangos del tráfico se puedan ajustar con las políticas diseñadas para cada tipo de transmisión.

El sistema de gestión centralizado integrado en QoS evita la colisión y cuellos de botella, mejorando la capacidad de entrega en tiempo crítico de las cargas. Estas directrices aún no han sido aprobadas



Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información